La selección de Bélgica obtuvo el tercer puesto del Mundial de Rusia tras derrotar por 2-0 a Inglaterra en el Estadio de San Petersburgo.

Los dirigidos por Roberto Martinez se impusieron con goles de Meunier, al inicio del cotejo, y otro de Eden Hazard.

Esta definición fue el segundo partido en el que se encontraron ambos combinados que ya habían jugado entre ellos en la fase de grupo, donde los belgas se impusieron por 1-0.

Por lo que se vio en la cancha, la selección inglesa acusó el golpe de la derrota ante Croacia por las semifinales y jugó de manera pasiva, lo cual le restó competitividad al encuentro.

Thomas Meunier abrió la cuenta para los belgas. El jugador definió dentro del área una gran jugada colectiva y batió al portero Pickford a los 4′.

Tras esto, una de las figuras del mundial, Eden Hazard liquidó el partido después de recibir una habilitación por parte de un compañero, que fue aprovechada a los 81′ por el jugador del Chelsea.

De esta forma, los ‘Diablos Rojos” terminaron el Mundial con el tercer puesto y la espina clavada por no haber podido llegar a la final.

Por su parte, Inglaterra desperdició una nueva oportunidad de avanzar a instancias finales de la Copa del Mundo para revalidar su título ganado en 1966.

Mira los goles acá: