Hace ocho años, la provincia de Petorca fue declarada zona de escasez hídrica. Desde entonces, la medida fue decretada catorce veces consecutivas y se extendió por seis meses más.

Durante un largo tiempo, los vecinos y habitantes de Petorca se han organizado para denunciar que la falta de agua en la zona se debe, en su mayoría, a la usurpación del recurso por parte de los grandes empresarios de la agroindustria. A cargo de grandes extensiones de plantaciones, habrían dejado sin agua al territorio para lograr su objetivo de regar.

La Dirección General de Aguas, junto a la gobernación provincial y a la Subsecretaría de Obras Públicas, han ejecutado dos grandes fiscalizaciones para verificar que no se esté robando agua de los campos de la zona. Tras la primera revisión, realizada durante la primera semana de junio pasado, se detectaron 28 anomalías, de la cuales seis resultaron ser casos de extracción ilegal de agua. Las multas serán dadas a conocer la próxima semana, pero sumarían cerca de 200 millones de pesos en promedio.

La fiscalización se basó en los campos a los que en 2014 se había otorgado derechos provisionales de agua. Luego hubo una segunda inspección, desarrollada la semana pasada y donde se investigaron 34 puntos diferentes de Petorca, según informó Radio U. de Chile.

El subsecretario de Obras Públicas, Lucas Palacio, reveló que la fiscalización “tiene su origen en una información que tenemos de un estudio del 2014, con imágenes satelitales, que por contraste verifican dónde existe una mayor vegetación respecto de otros lugares”. Sin embargo, Palacio señaló que “esto genera un catastro frutícola de CIREN y luego se procede a una fiscalización. Lo que ocurre es que ese estudio se guardó en un cajón durante cuatro años y acabamos de encontrarlo”.

Rodrigo Mundaca, vocero del Movimiento por la Defensa por el acceso al Agua, la Tierra y la protección del Medio ambiente, cuestionó la responsabilidad del gobierno de Michelle Bachelet en la omisión del estudio.

“Nos hemos preguntado en Modatima qué habría pasado si ese estudio hubiera estado a disposición, en circunstancias de que a finales de 2014 fui condenado por decir que en la provincia de Petorca se robaba agua y significó estar firmando un año ante Gendarmería, por lo mismo, lo que declara Lucas Palacios es muy grave, porque en el fondo está diciendo que en 2014 estaba esa información y que el gobierno de Bachelet la ocultó“, sostuvo el dirigente.

Además, Mundaca señaló que todavía no se han fiscalizado los campos de los grandes propietarios del territorio, que son apuntados como responsables de la usurpación de agua: “Aún no se fiscalizan los campos de Edmundo Pérez Yoma, Osvaldo Juneman, Juan Ruiz Tagle y Eduardo Cerda, quienes son, particularmente, las personas denunciadas hace mucho tiempo por su responsabilidad en la usurpación de agua”, acusó.