fbpx

«Nuestros niños se están muriendo»: Mujeres de Quintero y Puchuncaví reclaman por nueva nube tóxica

Por: Camilo Pinto / Publicado: 23.08.2018
«Nuestros niños se están muriendo»: Mujeres de Quintero y Puchuncaví reclaman por nueva nube tóxica 39979673_1786961844754755_174653827184590848_n /
Las mujeres de la zona han denunciado y reclamado las graves condiciones en que se encuentran los niños intoxicados por el nuevo episodio de hoy. Vecinos y expertos responsabilizan a las empresas por las intoxicaciones y al Estado por la negligente fiscalización y nula solución que entregan a esta emergencia ambiental.

Nuevamente se registró una intoxicación masiva de estudiantes en Quintero, lo que provocó la evacuación del Liceo Politécnico de la comuna y el traslado de una decena de alumnos a los servicios de salud de la zona.

Vale recordar que ayer 50 jóvenes fueron trasladados a los servicios de salud por otra nube tóxica. Esta mañana se registró una peligrosa concentración de polvillo en el patio del establecimiento, que provocó malestar a los alumnos del liceo y la asistencia de servicios de emergencia al lugar.

A raíz de esto, la Municipalidad de Quintero junto con la Seremi de Educación de la región de Valparaíso, informaron la suspensión de clases en establecimientos educacionales y jardines infantiles de las comunas de Quintero y Puchuncaví.

Vecinos se movilizan

Ante la extrema situación en la que se encuentran estas dos comunas, que son «Zonas de Sacrificio», lugares sin protección ambiental, los vecinos han decidido movilizarse para protestar por la contaminación que tiene a múltiples niños intoxicados.

El día de ayer, cerca de 700 personas se movilizaron en el cruce de la ruta hacia Quintero y demandaron una solución de parte de las autoridades de la zona.

En estos momentos, cientos de personas también se han reunido a las afueras de la municipalidad de Quintero exigiendo respuestas al problema de contaminación.

«Esto no puede seguir así»

La presidenta de la organización Mujeres de Zona de Sacrificio Quintero – Puchuncaví en Resistencia, Katta Alonso, comenta que mucha gente empezó desde anoche a trasladarse a los hospitales y que estos ya no están dando abasto. «Hay mucha gente que siente mareos, nauseas y vómitos, pero hay gente aún mas grave que no siente los pies, no siente sus extremidades«, señaló.

«Esto no puede seguir así, hace un año y medio no tenemos solución y esto se hace cada día más fuerte y cada día más recurrente«, agregó la presidenta.

Además agrega que existe una nula voluntad de las autoridades de llegar a una solución y que incluso intentan esconder el problema. «Aquí la gente es pobre, muy pobre. Llevamos mucho tiempo esperando a que las autoridades sepan lo que produce estas nubes tóxicas. No quieren dar soluciones porque no quieren que las empresas pierdan, y mientras tanto se mueren nuestros niños«, finalizó Alonso.

Debido a la cantidad de personas afectadas que ya supera las 100 personas. Desde las autoridades comunales se ha confirmado la instalación de un hospital de campaña, que sirva de puesto médico ante la emergencia en la zona.

«No hay duda de que es responsabilidad de las empresas de la zona»

El ingeniero especialista en temas ambientales y consultor de la fundación Terram, Hernán Ramírez, afirma que estos incidentes tiene una directa relación con las empresas que se encuentran en la zona. «Existe un registro de más de 10 intoxicaciones en los últimos años de niños en establecimientos escolares que tiene relación directa con las empresas de hidrocarburos, gases, y de productos químicos que se encuentran en el cordón industrial de la bahía de Quintero», señaló.

Además señala que estos incidentes se hacen más peligrosos porque los sistemas de monitoreo y control de los contaminantes no son capaces de detectar los materiales químicos que están afectando a la gente. «La comunidad ha reclamado por décadas que estas estaciones de monitoreo son de las propias empresas, que se automiden y autofiscalizan pero no son capaces de detectar ningún elemento tóxico, es inaceptable», agregó el ingeniero.

A pesar de los reclamos de vecinos que se han repetido durante años, se siguen aprobando por parte el gobierno regional nuevas concesiones para construir nuevos terminales quimicos en la bahía de Quintero, lo que ha provocado un aumento sistemático de episodios de intoxicación de niños en los últimos dos años.

«El Estado tiene una responsabilidad criminal respecto a estas intoxicaciones. Permite nuevas empresas y construcciones, pero no se preocupa de la salud de la gente. En 2011 se instruyó una limpieza industrial de los colegios de Puchuncaví por los altísimos niveles de metales pesados presentes, pero al consultar a Contraloría pro el avance de estas medidas, no se ha hecho absolutamente nada», finalizó Ramírez.

Contenido Relacionado
«Soltemos el agua»: Caiozzama y Greenpeace despliegan enorme obra frente al Museo de Arte Contemporáneo

«Soltemos el agua»: Caiozzama y Greenpeace despliegan enorme obra frente al Museo de Arte Contemporáneo

Zambia: Demandan a Anglo American por presunto envenenamiento masivo de niños

Zambia: Demandan a Anglo American por presunto envenenamiento masivo de niños

Déjanos tus comentarios
La sección de comentarios está abierta a la reflexión y el intercambio de opiniones las cuales no representan precisamente la línea editorial del diario ElDesconcierto.cl.