La noche de este miércoles falleció Elena Muñoz de Maureira, también conocida como “Purísima de Lonquén”, emblemática activista por los Derechos Humanos. En 1973, Carabineros detuvo y asesinó a su marido, Sergio Maureira Lillo, y a sus cuatro hijos.

Muñoz fue una ícono en la lucha de los familiares de detenidos desaparecidos, luego de cinco años del asesinato de su marido y sus hijos, sus cuerpos fueron hallados en los Hornos de Lonquén. Esto marcó un hito para la época y la dictadura militar ya que el caso de Hornos de Lonquén fue el primer hallazgo de osamentas de detenidos desaparecidos, ya que no solo se encontraron sus familiares, sino los restos de quince campesinos detenidos y asesinados por uniformados.

Los Carabineros David Coliqueo Fuentealba, Justo Ignacio Romo Peralta, Félix Héctor Sagredo Aravena, Jacinto Torres González y Juan José Villegas Navarro, entre otros, fueron condenados como autores de homicidio calificado. En junio recién pasado, la Segunda Sala de la Corte Suprema confirmó la sentencia de 15 años de presidio mayor en su grado medio por la muerte de los campesinos en octubre de 1973.

El velorio de  Elena Muñoz viuda de Sergio Maureira Lillo, y madre de Rodolfo Antonio Maureira Muñoz, Sergio Miguel Maureira Muñoz, Segundo Armando Maureira Muñoz y José Manuel Maureira Muñoz se llevará a cabo a partir este miércoles  en calle Nueva Esperanza 041 Villa O’Higgins Isla de Maipo. El funeral se realizará mañana viernes 1 de febrero a las 16.00 horas en Parroquia Santuario nuestra señora de la Merced Isla de Maipo, para luego ser trasladada al cementerio de la localidad.