Luego de no convencer al público con su rutina en el Festival de Viña del Mar, la comediante Jani Dueñas se presentó en conferencia de prensa para enfrentar las preguntas de los periodistas acreditados.

Una que no contaba con acreditación, pero que de todas formas asistió a la instancia fue la opinóloga Raquel Argandoña. Allí, en tono desafiante, la mujer icono de la dictadura cuestionó a la humorista: “La producción te dijo más de cuatro veces si querías retirarte del escenario. Tú no quisiste…“.

Ante estos dichos, Dueñas no tardó en responder, indicando: “Eso no es real. No tenía contacto con la producción”.

Luego de esta respuesta, Argandoña -con la cara llena de risa- le preguntó en tono irónico si creyó que lo podría dar vuelta en algún momento. Con tono cansado, la comediante le dijo que eso era “obvio”.

Este impasse que fue calificado como poco empático, indolente y burlesco en redes sociales, le significó un castigo de varias horas sin pantalla a la panelista del matinal Bienvenidos. La mujer no ingresó al programa a las 8 de la mañana como es costumbre, sino que lo hizo más allá de las 11.

Según consigna LUN, Argandoña se habría mostrado molesta por esta situación. “Lo que no entiendo es para qué me traen a Viña si no me aprovechan, pero cuando una es empleada tiene que hacerle caso al director“, comentó.

“Son determinaciones de la dirección del programa. Yo siempre entro a las ocho, pero el director y la productora consideraron que no era oportuno salir al aire en ese momento. Aparecí a las 11:10 y con años de televisión en el cuerpo una sabe que cuando te están postergando la salida es porque algo pasa. Me hubieran dicho y me levanto a las 10”, agregó la amiga de Patricia Maldonado a su reclamo.