Cuando faltan pocos días para la huelga feminista que las mujeres protagonizarán el próximo 8 de marzo, la ministra la Mujer y Equidad de Género, Isabel Plá, manifestó su rechazo a la convocatoria, asegurando que apunta en sentido contrario respecto de los objetivos del gobierno.

La Coordinadora Feminista 8M ha llamado a las mujeres a liderar una paralización general para exigir sus demandas históricas, que apuntan a derechos reproductivos y sexuales, el fin de violencia económica y política y la instalación de una educación no sexista.

La secretaria de Estado aseguró que “si usted me pregunta si esta convocatoria a huelga tiene una relación con lo que nosotros estamos trabajando y planteándole al país, le digo que no, que apunta en el sentido contrario”.

Además, Plá argumentó que es una “plataforma más bien de articulación de un sector de la oposición frente al Gobierno del Presidente Piñera, por una parte, y de articulación de una agenda política (…) que excede los temas de la mujer”. En este sentido, la ministra aseguró que la huelga “distrae de los temas más centrales” y que convertirá las demandas de las mujeres en “una bandera de lucha politizada”.

De esta manera, desde el Gobierno señalaron que el acto del próximo Día Internacional de la Mujer debe desarrollarse en un tono más “solemne”.

Sin embargo, ya son numerosas la voces que salieron a cuestionar los dichos de la ministra. Al respecto, la diputada comunista Karol Cariola aseguró que “sus dichos son una contradicción y un desconocimiento de la historia. Precisamente, los avances que hemos tenido las mujeres a lo largo de la historia han sido gracias a la huelga. Esta organización de ninguna manera está manipulada por partidos políticos. Ese comentario tiene un sesgo machista tremendo”.