Las indagaciones de la Policía de Investigaciones (PDI) determinaron que el centro de esquí Valle Nevado fue responsable de contaminar -en enero de este año- el río Mapocho y además haber afectado el suministro de agua potable de unos 40 mil usuarios en el sector oriente de Santiago.

El pasado 22 de enero la empresa Aguas Andinas informó sobre un corte de suministro en las comunas de Vitacura, Lo Barnechea y Las Condes a raíz de la paralización de las funciones de las plantas de Aguas Cordillera -que se abastece del Mapocho- por detectarse “una sustancia extraña y de origen no determinado”. Finalmente, estos elementos resultaron ser coliformes fecales.

“Basado en los antecedentes periciales, inspección del sitio del suceso, recorrido realizado por el sector y antecedentes aportados por testigos, es posible señalan que la única fuente o actividad que descarga al estero ubicado en la Quebrada Honda, donde se detectó coliformes fecales y espuma, es el centro del esquí Valle Nevado”, indica el informe de la PDI.

Según la investigación de la policía, el incidente se habría producido por labores de limpieza de alcantarillados en el centro Valle Nevado, lo que provocó que los residuos llegaran “hasta la planta de tratamiento de aguas servidas, por lo que dicha actividad y el tratamiento inadecuado de la descarga contribuyeron a la contaminación de los ríos Molina y Mapocho, colocando en riesgo el suministro de la población, lo que se tradujo en el corte de agua que abastece al sector oriente de la Región Metropolitana”.

Por su parte, el centro de esquí volvió a negar su responsabilidad en la contaminación del río, tal como lo hizo en enero pasado. Asimismo, indicaron que no se les ha informado de los resultados de esta investigación.

“En cumplimiento de nuestros protocolos, encargamos regularmente mediciones a un laboratorio independiente, y un informe del mismo -basado en muestras tomadas un día antes de la emergencia sanitaria y seis días después de la misma- indicó que todos nuestro parámetros e índices cumplen cabalmente la normativa vigente, incluidos los coliformes fecales“, respondieron.