El Consejo General de Fiscales del Ministerio Público rechazó la idea del gobierno de ampliar el Control Preventivo de Identidad a menores de edad. Los fiscales de las distintas regiones del país junto al Fiscal nacional, Jorge Abbott, analizaron la propuesta y manifestaron su disconformidad con el proyecto del Piñera.

El Fiscal Nacional, Jorge Abbott, señaló que ven con preocupación lo relacionado a la ampliación del control de identidad a menores de 18 años y señalan que desde su “experiencia y conocimiento”, los delitos de menores de edad han ido disminuyendo en el último tiempo.

“En nuestra experiencia y conocimiento en el último tiempo, el número de adolescentes que comete delitos ha ido disminuyendo, pero por el contrario, la cantidad de delitos que estos cometen y la gravedad de los mismos ha ido aumentando, y este es un grupo relativamente focalizado”, manifestó Abbott.

El fiscal nacional agregó que como es un grupo reducido y focalizado, los esfuerzos y recursos del gobierno deberían estar apuntados de mejor manera. “Probablemente lo que se requiere es focalizar los recursos en ese grupo de jóvenes, que son los que están cometiendo los delitos y que están perfectamente identificados, y ahí apostar todos los esfuerzos del Estado”, agregó.

La ampliación del Control Preventivo de Identidad a menores de edad es contraria a los principios de la Convención sobre los Derechos del Niño, ratificada por Chile en 1990, y que obliga al país a adaptar su legislación a este tratado internacional que promueve el respeto a la libertad y dignidad de los niños y niñas.

Luego del Instituto Nacional de Derechos Humanos y de la Defensoría de la Niñez, el Ministerio público es la tercera institución pública que manifiesta su rechazo a la legislación del gobierno de Piñera. A pesar de los cuestionamientos transversales, ayer el gobierno ingresó el proyecto de ley al Congreso a través de la Cámara de Diputados.