La Contraloría emitió un dictamen que obliga al municipio de Valparaíso a iniciar un sumario para establecer el origen de los recursos utilizados para la ejecución del acto conmemorativo de la Revolución Cubana.

El órgano contralor emanó, este 9 de abril, el informe Nº 9.805 en el cual da respuesta al requerimiento presentado por el diputado Andrés Celis a Contraloría General de la República, solicitando se investigara la vulneración del principio de probidad por parte del alcalde de Valparaíso, Jorge Sharp, al extender una invitación y utilizar las dependencias de esa entidad, para el desarrollo de una actividad de carácter política, consistente en la conmemoración del sexagésimo aniversario de la Revolución Cubana.

Ante esto, el órgano contralor emitió un dictamen donde establece que “la Municipalidad de Valparaíso facilitó su salón de honor para el desarrollo de una actividad relacionada con la conmemoración del aniversario de la revolución cubana, la que se llevó a cabo fuera de la jornada laboral ordinaria, sin que se hayan acompañado antecedentes que permitan acreditar, que en tal evento se ha observado alguna actuación de parte del alcalde a la que se pueda atribuir un carácter de proseletismo político”.

En la misma línea, el ente fiscalizador señala que “no se advierte la concurrencia de irregularidades en el otorgamiento de la respectiva autorización”.

Sin embargo, Contraloría ordenó que la municipalidad instruya un procedimiento disciplinario para “determinar las eventuales responsabilidades administrativas que pudieran derivarse de tales situaciones”.