La carrera de la ministra Dobra Lusic, la candidata de Sebastián Piñera para llegar a la Corte Suprema, se complica cada vez más. Las controversias entorno a su figura han ido escalando y a esto se sumó la polémica frase que mencionó ante los senadores de la comisión de Constitución sobre “regular la prensa”, aunque los parlamentarios no la interpelaron al respecto.

Esto bastó para desatar una lluvia de críticas en su contra por las intenciones detrás de sus palabras, sobre todo, considerando las informaciones conocidas durante los últimos días que han revelado actuaciones de la jueza en favor de su “jefe de campaña”, el abogado John Campos.

Pese a que la magistrada negó haberle ofrecido a Campos “algo a cambio” por las gestiones que éste hizo para promocionarla entre los senadores, durante 2018, se reveló que en 16 oportunidades firmó decretos en su favor para que asumiera como notario suplente en la 25° notaria de San Miguel.

Campos es un reconocido lobbista al interior del Poder Judicial, cercano a la UDI y dentro de sus antecedentes penales figura una condena por maltratos a niños en un centro del Hogar de Cristo en Parral, en 1999. Hoy es ministro de fe interino de la 5° notaria de San Miguel.

Pero Lusic no solo tenía como operador a John Campos. En paralelo, también estaba Eugenio González, conocido como “El Pingüino” y reconocido asesor del senador PPD, Guido Girardi que movió sus influencias en la Corte Suprema.

En el audio que da cuenta de las gestiones de John Campos intentando sumar apoyos en el PPD a través de una jueza, se menciona a González. La jueza del Juzgado de Policía Local de Peñalolén, Marcela Guerra, le pregunta a Campos: Él (Girardi) tendría que alinear al Eugenio porque él mueve los hilos a través de él (…) ¿Tú estás dispuesto a trabajar con el Eugenio?”, le dice.

Ambos operadores habrían hecho gestiones paralelas “en las sombras” a favor de Lusic para que obtuviera la mayoría de votos para ocupar el cupo vacante del jubilado ex ministro Carlos Cerda. Campos cercano a la derecha y González vinculado a la Nueva Mayoría.

Al interior del poder judicial, se reconoce que los apoyos se habrían comprometido a cambio de una votación para escoger al notario que reemplazaría a Patricio Zaldívar en la 18° notaría de Santiago, tras su renuncia.

Ese concurso (Rol N° 990-2018) se realizó en septiembre del año pasado y los votos de Lusic, entonces presidenta de la Corte de Apelaciones de Santiago, fueron por Pilar Gutiérrez, Patricia Manríquez y Orlando Cerda Silva. Finalmente, tras la votación de todos los ministros, la terna quedó compuesta por Eduardo Tavolari Oliveros, notario de Viña del Mar y por las dos primeras cartas de Lusic, ambas notarias de San Miguel.  Revisa aquí el acta de votación: CONCURSO 990-2018-1.

Los nexos

Lo relevante serían los nexos de ambas. Pilar Gutiérrez es la esposa del abogado Alejandro Espinoza, defensor del ex senador de la UDI Pablo Longueira, el ex senador PS, Fulvio Rossi; y el ex asesor de Marco Enríquez-Ominami, Cristian Warner. A la vez, mantiene una estrecha relación con John Campos, por eso, luego se vería directamente beneficiado con su nombramiento.

De hecho, en la investigación administrativa, a cargo de la fiscal judicial Carla Troncoso, la ministra presidenta de la Corte de Apelaciones de San Miguel, Ana Cienfuegos, confirmó haber recibido una llamada de Lusic intercediendo para que se nombrara como notario interino en la 5° notaria de esa comuna a John Campos. Esto, una vez que Pilar Gutiérrez se trasladó a una reconocida notaría en Santiago.

Por el otro lado, Patricia Manríquez es la esposa de Eugenio González. Al interior del poder judicial –detalla una fuente que entregó información a este medio a cambio de no relevar su identidad–, eran conocidas las gestiones que González estaba haciendo en favor de Lusic en la Corte Suprema, apuntando también a conseguir los apoyos de Manríquez a cambio.

Pero hubo un quiebre, entre González y Lusic. A pesar de que habrían mantenido una muy buena relación, el hilo se habría cortado porque Lusic precisamente entregó en este concurso los votos tanto a Pilar Gutiérrez como a Patricia Manríquez, es decir, jugó en ambos bandos, sabiendo los distintos sectores políticos a los que apuntaba y, a la vez, que favorecería. Pero Lusic buscaba resultados concretos y se jugó las cartas de manera paralela.

Fue ahí cuando Eugenio González habría decidido hacer gestiones por el ministro Javier Moya, aunque las influencias que había movido en la Corte–sumadas a las de John Campos–  tuvieron efecto y Lusic obtuvo la mayoría de votos en esa oportunidad (12 preferencias). Pero no fue escogida por La Moneda y resultó electo Mauricio Silva Cancino, quien luego fue ratificado por el Senado, en enero de este año.

Hoy, Lusic es fuertemente cuestionada por el lobby y el pago de favores a cambio. Por lo mismo, varios senadores, incluso del mismo oficialismo, han manifestado que no sería la candidata más idónea para asumir el cargo y, por lo mismo, le han quitado el respaldo.

Este miércoles, los senadores tendrán la última palabra en la sala de la Cámara Alta, sin embargo, las posibilidades de que Lusic ascienda a la Corte Suprema se ensombrecen cada vez más.

Nota de la redacción: Luego de publicado este artículo, Eugenio González envió una carta a El Desconcierto en la que negó alguna operación en favor de la ministra Dobra Lusic a cambio de comprometer votos en un concurso de notarios, en el que salió nominada su esposa, notaria de San Miguel.

“De ahí que, como digo al comienzo, solicito a usted aclare en su medio que no conozco al señor John Campos y jamás he conversado con él. Tampoco, en mi vida, he realizado lobby o gestión alguna en favor de Dobra Lusic. Desde hace años que estoy dedicado a mis labores profesionales y no visito los pasillos de la Corte ni hago labores de operador político o judicial. La última vez que visité tribunales fue en 2018 para asistir al juramento de la ministra Ángela Vivanco, a quien conozco y respeto. Hace más de un año que no voy al Senado”.

Nota del Editor: Eugenio González, aludido en este artículo, envió una carta con su opinión respecto a los hechos relatados. Puede revisar íntegramente acá esa carta.