No estamos dispuestas a ser parte y validar este tipo de prácticas, en creer que la forma de resolver nuestras diferencias es a través de la violencia política, el matonaje, la operación gansteril y la mentira“, escribe en un comunicado en sus redes sociales Constanza Urtubia, la ahora ex presidenta de la Federación de Estuadiantes de la Universidad de Santiago de Chile.

Este viernes, Urtubia y dos representantes más – la vicepresidenta Fernanda Álvarez y la secretaria de finanzas Karin Escobar – presentaron su renuncia definitiva de la dirigencia de la universidad, sumándose a sus compañeras Jessica Bustos y Valentina Carrera, que ya antes habían tomado la misma determinación.

Esto se da en torno a la polémica ocasionada por la elección de rector de la institución, en la que uno de los principales candidatos es Rodrigo Vidal, hermano del diputado de Revolución Democrática Pablo Vidal. Las dirigentas denuncian que tanto Vidal como Patricio Medina, ex presidente de la Feusach y militante de RD,  trabajaron en conjunto en la candidatura y que “a través de sus militantes en la Usach, deciden realizar una operación política siniestra, sin ética y faltando a la verdad, tergiversando hechos para conseguir su objetivo político: Que Revolución democrática gane la rectoría de la Universidad de Santiago de Chile, a través de la candidatura de Rodrigo Vidal“, según señala Urtubia.

La ex presidenta, militante del Movimiento Autonomista, también establece que el mismo Rodrigo Vidal la habría hostigado constantemente a través de llamadas y mensajes a su celular para que se reunieran. “Finalmente, me solicitan que la federación de estudiantes, mediante comunicado público, apoyáramos la candidatura de Rodrigo Vidal a la rectoría. Ante lo cual le menciono a él y a Patricio Medina, que los estudiantes de la USACH y la federación, no apoyarán a ningún candidato, ni a Zolezzi ni a Vidal, ni a ningún candidato o candidata que no haya emanado de la comunidad organizada universitaria“, afirma la ex vocera de Confech.

Según relata, ante la negativa, los militantes de RD que integraban la federación renunciaron y acusaron “irregularidades y faltas a la probidad”. Las razones que se dieron para hacer esta acusación fue una supuesta contratación de funcionarios bajo régimen de honorarios, la designación de cargos de confianza en las estructuras de la federación y la rendición de boletas para las plenarias de la Confech.

“Cada uno de los elementos en cuestión, fueron respondidos y aclarados en las instancias respectivas de representación estudiantil y mediante comunicado de Feusach, dejando en claro que no tenemos nada que esconder, que toda la información es pública y cada uno de los estudiantes y quien quiera puede constatar”, declara al respecto la ex representante estudiantil.

Finalmente, Urtubia sostiene que no se quedará solo con el comunicado, sino que presentará una denuncia ante el partido Revolución Democrática, contra Patricio Medina y “hacia todos quienes están involucrados en esta articulación política que no pensó nunca que detrás de todo habíamos personas que nos entregamos en cuerpo y mente por democratizar esta universidad”.