El informe de la PDI sobre el Sename, en el que se investigó a todos los centros del organismo, que reveló las atroces cifras de muertes, abusos y precariedad de los mismos, y que permaneció oculto durante casi ocho meses, sigue causando polémica. Esta vez las denuncias recayeron sobre el Ministro de Justicia, Hernán Larraín, a quien se le acusó de haber conocido dicho informe hace ocho meses, y no haberlo hecho público. 

Te puede interesar: Lapidario informe de la PDI sobre el SENAME: en el 100% de los centros se han cometido “de manera permanente y sistemática acciones que lesionan los derechos de los niños”

Por esta razón, este miércoles Larraín asistió a la Comisión de Constitución de la Cámara, para defenderse de las acusaciones que en concreto, el parlamentario René Saffirio, hizo en su contra. 

En la ocasión, Larraín afirmó “Yo sería el primero en renunciar si hubiera cometido la décima parte de las imputaciones que aquí se hacen, no me sentiría capaz de dar la cara en ninguna parte, no solamente en este Congreso, ni a mis hijos, ni a mi familia“. 

En la misma línea, el ministro de Justicia señaló que todo se debía a una “confusión” del diputado Saffiro, entre el informe de la PDI, y otro que aún estaría en elaboración. 

¿Confusión del parlamentario o mentira descarada?

El problema con la versión del ministro es que la diputada Natalia Castillo, publicó un video de octubre de 2018 en el que el ministro, intentando dar cuenta de que la información del Sename era conocida por las instituciones que lo supervisan, relató cómo llegó a conocer un informe, de idénticas características al que se conoció hace unos días. 

Esta es la investigación que la PDI ha hecho, por encargo del fiscal Emilfork, (…) que incluye un análisis de todos los centros residenciales de Chile”, dice Larraín en el video. 

En otro momento, hace alusión a la cantidad de tomos de dicho informe “una veintena de tomos”, dice. 

Revisa aquí el registro completo: