La Corte de Apelaciones de Santiago rechazó la solicitud de la familia de Augusto Pinochet y su exalbacea, Óscar Aitken, para que se les devolvieran más de 1,3 millones de dólares incautados en el caso Riggs.

Según consigna La Tercera, la Octava Sala determinó que “no existe discusión y por lo demás consta de los documentos de fojas 81 y 82 que el depósito a plazo por la suma que se solicita restituir fue ingresado a Chile por la sociedad Tasker Investments Limited y, por lo tanto, el dinero que conforma dicho depósito, bien fungible, pertenece, en principio, a dicha sociedad la que como reconoce el Código Civil es una persona jurídica distinta del socio que la constituye señor Oscar Aitken”.

Sin embargo, la resolución añade que “no es posible acceder a la restitución pretendida por la solicitante al encontrarse tales dineros cautelados por una medida de retención ordenada por el Séptimo Juzgado Civil de Santiago en los autos rol C-30.284-2018 con fecha veintiocho de septiembre de dos mil dieciocho según indica el Consejo de Defensa del Estado y consta además en el sistema computacional, sin que esta Corte tenga tampoco competencia para cuestionar la procedencia de tal medida”.

El ministro en visita del caso Riggs, Guillermo de la Barra, resolvió rechazar, en primera instancia, la petición del exalbacea del dictador de pagarle por conceptos de “honorarios” parte de la cuestionada de fortuna de Pinochet Ugarte.

Aitken es el encargado de hacer cumplir la última voluntad del fallecido dictador y de custodiar sus bienes hasta que se repartan entre los herederos.