Bienes Comunes

ColaboraFest destaca vínculo de antiguas técnicas y materiales contemporáneos

Por: El Desconcierto / Publicado: 23.09.2019
ColaboraFest (15) (1) /
El Festival Internacional de Diseño y Economía Social favoreció en su selección a aquellas marcas que por su labor generan un impacto en lo medioambiental, social y económico.

Camino a la cuarta versión del Festival Internacional de Diseño y Economía Social ColaboraFest 2019, presentaron un extracto de las 10 marcas que este año recibirán el programa de acompañamiento que entrega el encuentro. En esta entrega, se dieron a conocer tres productos que destacan por su vinculación con nuevos materiales y cruce de técnicas ancestrales y contemporáneas.

El jurado de la organización a cargo de Fundación Madrugada, eligió entre 41 postulantes a los que implementaron en sus cadenas de producción, al menos uno de los principios del comercio justo; demostraron capacidad de innovación y transformación del producto o proceso productivo; y tuvieron potencial para insertarse en mercados internacionales; entre otros. Todas estas marcas participarán de las actividades que se desarrollarán del 5 al 8 de noviembre en las ciudad de Chillán y Concepción.

Lup / Santiago

Un vínculo virtuoso entre materiales innovadores como el plástico y la fibra natural es lo que presenta la marca LUP, fundada a fines de 2014 por Javiera Badilla, Rafael Salas y Sebastián Santamaría como parte del proyecto de tesis de Javiera y Sebastián, con el cual se buscó extender la vida útil del plástico y revalorizar este tipo de residuos. Hoy han desarrollado alianzas productivas con artesanos interesados en innovar en sus procesos productivos hacia los nuevos desafíos del planeta.

“La economía circular tiene mucho que ver con la colaboración, y para colaborar es muy importante saber desde dónde puedo aportar”, comentó Rafael Salas.

Factoría Izmir / Ñiquén

Otro producto que reúne el cruce de técnicas es Factoría Izmir, fabricado con piezas de cuero y textiles tejidos a mano en Telar Mapuche. Los calzados son diseñados considerando el textil como pieza central de este, así como las tendencias del mercado y por supuesto el estilo de la marca.

Para Esmirna Bravo, fundadora de la marca, es importante innovar rescatando técnicas textiles: “Aprendí la técnica de tejido en telar mapuche en un taller y se me hizo fácil porque siempre tuve interés en lo textil”, además no se cierra solo en el telar mapuche, sino que han diseñado con textiles tejidos a crochet y proyectan seguir incorporando otras técnicas.

Trufquén / Santiago

Trufquén es una marca desarrollada por el diseñador Raúl Hernández Tralma que busca dar visibilidad a los oficios de manufactura artesanal, generando valor en las materias primas tradicionales propias del país, utilizando la tecnología y el saber hacer de los maestros artesanos.

Para Raúl la producción entre diseño-artesanía va de la mano con el concepto de comercio justo: “Se ha puesto en boga el tema del diseño y la artesanía. Pero es complicado para los que trabajamos directamente con los artesanos, porque queremos pagar lo que corresponde y cada pieza tiene un valor elevado”.

Contenido relacionado

Gabriela Ruales, integrante del Colectivo de Geografía Crítica de Ecuador: “El extractivismo va de la mano con el patriarcado”

Ezio Costa, vocero de la SCAC: “Una nueva constitución tiene que avanzar hacia una democracia ecológica”

Déjanos tus comentarios
La sección de comentarios está abierta a la reflexión y el intercambio de opiniones las cuales no representan precisamente la línea editorial del diario ElDesconcierto.cl.
Te puede interesar

Reflexiones sobre lo ambiental en la nueva Constitución

Documentales en Colaborafest: al rescate del medio ambiente y los antiguos saberes

Concurso “Niño Planeta Chile 2019”: El “greenwashing” del Gobierno de cara a la COP25