fbpx

Niñas y niños criados en barrios con más áreas verdes tendrían un coeficiente intelectual más alto

Por: El Desconcierto / Publicado: 08.09.2020
Niñas y niños criados en barrios con más áreas verdes tendrían un coeficiente intelectual más alto / JOSÉ LUIS ROCA (El Periódico)
Un reciente estudio publicado en la revista PLOS Medicine, reveló que mayor una presencia de áreas verdes residenciales aumenta el desarrollo del coeficiente intelectual y reduce los niveles de comportamiento problemático en niñas y niños que viven en zonas urbanas.

Si bien existe numerosa evidencia científica que asocia la presencia de áreas verdes con un aumento en la capacidad de aprendizaje, concentración y memoria de niñas y niños, hasta el momento no existía un estudio que vinculara los espacios verdes urbanos con la inteligencia.

Sin embargo, un nuevo estudio publicado en la revista PLOS Medicine, reveló que mayor presencia de áreas verdes residenciales aumenta el desarrollo del coeficiente intelectual y reduce los niveles de comportamiento problemático en niñas y niños que viven en zonas urbanas.

Para ello, los autores de la investigación estudiaron a 620 niños entre 7 y 15 años de la Provincia de Flandes Oriental, en Bélgica, evaluando su inteligencia con la Escala de Inteligencia Wechsler para Niños (WISC-R).

A su vez, los investigadores analizaron el comportamiento de un subgrupo de 442 niños en base a la lista de verificación de comportamiento infantil de Achenbach (CBCL).

A partir de la información sistematizada, se geolocalizaron las direcciones de sus residencias durante el embarazo y la infancia para verificar la presencia de áreas verdes alrededor de sus viviendas mediante el análisis de fotografías satelitales que permitieron identificar las áreas verdes urbanas, seminaturales, boscosas y azules, al igual que la presencia de árboles y vegetación superior a 3 metros de alto alrededor de las viviendas de cada niño.

Más áreas verdes, mayor coeficiente intelectual

Los resultados de la investigación, determinaron que los niños que viven en barrios urbanos con un 3% más de espacios verdes en un espacio de 3.000 metros a la redonda, poseen un Coeficiente Intelectual (CI) mayor de 2.6 puntos.

De acuerdo a lo señalado por los investigadores, el puntaje promedio de CI constatado fue 105. Sin embargo, las niñas y niños que viven en áreas con bajos niveles de vegetación poseen más probabilidades de tener un coeficiente intelectual de 80 o menos, y sólo un 4% de los niños que vivían en estos barrios con menos espacios verdes obtuvo rangos de CI superior a 125.

Si bien los alcances del estudio no permiten determinar las causas específicas que podrían incidir en la inteligencia de los infantes, los científicos plantean que la diferencia observada podría obedecer a niveles de ruido más bajos, menos estrés y mayores oportunidades para realizar actividades físicas y sociales que ofrecen los entornos urbanos con mayor presencia de áreas verdes.

Más áreas verdes, mejor comportamiento

Otro de los hallazgos de la investigación tiene relación con el comportamiento de las niñas y niños según la disponibilidad de áreas verdes en su entorno.

Los datos obtenidos indican que un mayor índice de espacios verdes residenciales se asocia con una reducción de los problemas de comportamiento en los infantes que viven en un área urbana.

En este sentido, se señala que el porcentaje de áreas verdes residenciales dentro de un radio de 1.000 a 3.000 metros desde sus viviendas en un entorno urbano, se asoció significativamente con una reducción en el comportamiento problemático total.

Por su parte, las áreas verdes dentro de un radio de 500 a 4.000 metros están significativamente asociado con una reducción en la externalización de la conducta problemática (incluidos los problemas de atención y la conducta agresiva); y los espacios verdes en un radio de 3.000 metros se asocia con una menor internalización de la conducta problemática (incluida la ansiedad y el retraimiento).

Entre las discusiones del estudio, se destaca que los resultados proporcionan antecedentes que deberían tener implicancias importantes en la formulación de políticas urbanas y de salud pública en relación a priorizar la inversión de áreas verdes urbanas.

Te puede interesar: Análisis | Cuando fallan las autoridades, la ciudadanía responde

Contenido Relacionado
Partidos de oposición cuestionan argumentos del gobierno para restarse de Escazú

Partidos de oposición cuestionan argumentos del gobierno para restarse de Escazú

Análisis | Permitir que los bosques vuelvan a crecer naturalmente ‘puede ser mejor opción que plantar’

Análisis | Permitir que los bosques vuelvan a crecer naturalmente ‘puede ser mejor opción que plantar’

Déjanos tus comentarios
La sección de comentarios está abierta a la reflexión y el intercambio de opiniones las cuales no representan precisamente la línea editorial del diario ElDesconcierto.cl.