Nacional

Sochimi advierte catastrófico estado de la red sanitaria y asegura que índices de la pandemia sobrepasaron todo pronóstico

Por: El Desconcierto | Publicado: 30.03.2021
Sochimi advierte catastrófico estado de la red sanitaria y asegura que índices de la pandemia sobrepasaron todo pronóstico Imagen referencial pandemia en Chile | Agencia Uno
“El gobierno nunca lo confirmó, pero de hecho nosotros fuimos testigos de que tal vez pacientes nunca llegaron a hospitalizarse, nosotros vimos pacientes ambuceando en las ambulancias en las puertas de algunos hospitales públicos y, efectivamente, algunos de ellos fallecieron, lamentablemente porque en los hospitales ya no quedaban camas», es parte del relato de Cecilia Luengo, vicepresidenta de la Sociedad Chilena de Medicina Intensiva, entidad desde la que este martes se ha advertido respecto de la envergadura la emergencia sanitaria que enfrenta el país, cuya realidad nos remonta a junio de 2.020, cuando enfrentamos uno de los momentos más adversos de la primera ola de la pandemia del coronavirus.

La crisis sanitaria derivada de la pandemia en nuestro país sigue empeorando, con índices que no permiten aventurar un mejor escenario. No, al menos, cuando los contagios se incrementan sucesivamente en lo que parece ser una escalada que mantiene a la red de salud operando al límite, como lo evidencian desde la Sociedad Chilena de Medicina Intensiva, (Sochimi).

Así lo dio a conocer su presidente, Darwin Acuña, quien en diálogo con Cooperativa fue claro al transparentar que las cifras de contagios de COVID-19 en marzo «sobrepasaron todas las expectativas».

El profesional de la salud aseguró que como comunidad médica están «bien preocupados, más que nada por lo que estamos viviendo y por lo que se puede venir, porque los números no nos acompañan para nada».

Paralelamente, Acuña advirtió que si bien el esfuerzo de seguir atendiendo y abriendo camas para poder responder a lo que se anticipa lo están haciendo, «existen muchas dudas de lo que se pueda venir en los próximos días».

En este sentido, el médico detalló que «a principios de enero se hizo una simulación de necesidad de camas según cantidad de casos diarios y se empezó a trabajar en base a eso. (Pero) lo que pasa es que lamentablemente nuestras UCI siempre están llenas, ya estábamos con una ocupación basal de 80% para 2.200 camas».

Adicionalmente, el representante de Sochimi exlicó que «considerando eso, tuvimos un aumento para enero y febrero, en que hubo harto trabajo, pero dentro de todo estaba tranquilo, sobre todo en la Región Metropolitana, donde en general los números fueron bastante adecuados. Con la llegada de marzo se pensó que pudiera haber ahí un aumento, considerando por supuesto el aumento de movilidad, la gente volvía de vacaciones, a los trabajos y con los colegios abiertos».

[Te puede interesar] ISP confirma aparición de cepa de Nueva York del COVID-19 en Chile: Puede resistir las vacunas

No obstante lo anterior, pese a la poco auspiciosa proyección, Acuña dijo  que «los números sobrepasaron todas las expectativas y las predicciones y nos encontramos en esta situación (…) creo que lo que ninguno de nosotros pensó, era que finalmente la demanda por camas iba a ser tan alta».

La envergadura del problema que por estos días representa la pandemia constituye una amenaza real. «Nos tiene en estos momentos al borde del colapso», aseguró luego Acuña.

En este sentido, el médico advirtió que «el sistema sanitario no es ilimitado, nosotros no tenemos capacidad infinita de abrir camas y atender a todo el mundo. Antes de la pandemia, en un año normal, nosotros teníamos aproximadamente 800, 900 camas de UCI y al día de hoy hay 3.600, el aumento ha sido increíble y no es que vayamos a llegar a seis mil camas, eso es imposible».

«En la RM quedan 57 camas disponibles»

Por su parte, Cecilia Luengo, vicepresidenta de Sochimi, quien además es médica intensivista del Hospital Clínico de la Universidad de Chile, comentó el estado de la pandemia en ADN, emisora en la que transparentó preocupantes detalles de la situación sanitaria que enfrenta Chile por estos días.

“Tanto en el hospital donde yo trabajo, como en el resto del país, estamos viviendo una situación que es bastante catastrófica y preocupante», dijo la profesional, “Me acaba de llegar el reporte de hoy día del Minsal, y estamos con una ocupación que sigue siendo 96% en el país, 97% en la Región Metropolitana y quedan 57 camas disponibles», detalló.

En relación a la distribución de los diagnosticados con coronavirus grave, Luengo aseguró que estos se incrementan día a día en una red de salud que ya no da abasto. “Tenemos una realidad donde hay mucho paciente COVID-19, ya son el 70% de los pacientes que están hospitalizados en las UCI y en la mayoría de las otras camas de los hospitales y clínicas, también existe una mayoría de pacientes COVID que están ocupando cada vez más las camas”, agregó.

Confirmando el complejo panorama sobre el que Darwin Acuña habló esta mañana, su colega apuntó a una de las variables más relevantes para dar asistencia a la creciente demanda de pacientes con coronavirus con desarrollo de cuadros graves de la enfermedad. “Lamentablemente, las camas son cada vez menos, y si bien uno ve que día tras día los números de camas disponibles suben un poquito y que se abre una que otra cama por aquí y por allá, eso es lo que nos queda, no tenemos instancia de abrir muchas más camas”, alertó.

Al respecto, detalló el esfuerzo que permanentemente se ha estado haciendo, lo que tampoco permite absorber una demanda que no evidencia señales de remisión. “Tal vez infraestructuralmente uno podría hacer inventos y hacer hospitales de campaña como se hicieron en la primera ola el año pasado, pero el personal que tenemos no da abasto, porque como ya es de conocimiento público, tenemos menos personal que en la primera ola, producto de las licencias”, recalcó.

Ya en 2020 hubo pacientes que murieron sin recibir atención

La amenaza concreta en estos momentos nos remonta a los días más adversos del año anterior, específicamente a junio de 2.020, cuando se constató el deceso de personas que no pudieron acceder a camas críticas porque la red de salud estaba saturada.

“El gobierno nunca lo confirmó, pero de hecho nosotros fuimos testigos de que tal vez pacientes nunca llegaron a hospitalizarse, nosotros vimos pacientes ambuceando en las ambulancias en las puertas de algunos hospitales públicos y, efectivamente, algunos de ellos fallecieron, lamentablemente porque en los hospitales ya no quedaban camas», detalló, relevado la envergadura de la catástrofe sanitaria que hoy nos mantiene bajo amenaza.

¿Una situación análoga a estos adversos momentos podría repetirse? La respuesta de la profesional de la salud no deja lugar a dudas. “Absolutamente. Por eso yo digo que es un panorama catastrófico y que es muy preocupante, porque no nos queda elástico para estirar y se puede perfectamente producir esa catástrofe de que mueran pacientes sin posibilidad de hospitalizarse si lo necesitan, sin posibilidad de una cama crítica, que mueran en las ambulancias o en una sala de espera, y eso es algo que nosotros no queremos ver”, concluyó.

MIRA ACÁ UN NUEVO VIDEO DE “LA KALLE SABE”

Déjanos tus comentarios
La sección de comentarios está abierta a la reflexión y el intercambio de opiniones las cuales no representan precisamente la línea editorial del diario ElDesconcierto.cl.