Opinión

Emma Castelnuovo y la Universidad Clandestina de Roma

Por: Ricardo Castro Santis | Publicado: 13.01.2021
Emma Castelnuovo y la Universidad Clandestina de Roma Università Clandestina. En el centro, Guido Castelnuovo; a su derecha, Giulio Bisconcini; y a su izquierda, Raffaele Lucaroni. FOTO: Bollettino dell’Unione Matematica Italiana. |
Si bien a casi 80 años de ocurrido los hechos estos pueden parecer lejanos y ajenos, recordarlos tiene gran importancia como testimonio de que, aún en condiciones tan adversas, siempre es posible y correcto luchar por lo justo, aunque en ese empeño se juegue la vida.

 Hace veinte años, en diciembre del 2000, Emma Castelnuovo escribió un artículo de memoria histórica sobre la Universidad Clandestina que funcionó en Roma durante el régimen fascista en Italia. Lo escribió a los 87 años de edad con lucidez y emotividad.

Si bien a casi 80 años de ocurrido los hechos estos pueden parecer lejanos y ajenos, recordarlos tiene gran importancia como testimonio de que, aún en condiciones tan adversas, siempre es posible y correcto luchar por lo justo, aunque en ese empeño se juegue la vida.

Poco conocía de los matemáticos italianos cuando partí a Italia a realizar mi doctorado. Aterricé en Génova, pero como todos los caminos llevan a Roma, terminé estudiando en la Universidad La Sapienza de esa ciudad. Fue ahí que un día encontré el artículo sobre la Universidad Clandestina, impactándome fuertemente las vivencias de los profesores y estudiantes durante los duros años de vigencia de las leyes raciales.

Los profesores de las universidades italianas que se negaron a realizar el juramento de lealtad al régimen fascista, fueron expulsados junto con todos los profesores hebreos, y a los jóvenes judíos se les prohibió el ingreso a la universidad. En ese estado de cosas, fue el matemático Guido Castelnuovo, padre de Emma, quien organizó en forma clandestina cursos de nivel universitario para los jóvenes excluidos con la esperanza que, terminada las leyes raciales, estos pudieran ser reconocidos.

Guido Castelnuovo era, en aquel tiempo, uno de los matemáticos más prestigioso de Europa y considerado una autoridad académica. Que fuera él quien estuviera a cargo de esta Universidad Clandestina daba viabilidad a la esperanza de un posterior reconocimiento de los estudios. Castelnuovo logró organizar durante dos años académicos (1941-42 y 1942-43) estos cursos con la participación de académicos judíos que habían sido marginados de las universidades y otros, que, sin ser judíos, solidarizaron con esta causa a pesar del inminente riesgo que esto significaba.

Emma Castelnuovo, quien poco tiempo antes se había titulado de licenciada en matemática y también perdió su trabajo de profesora de la escuela pública por su origen judío, formaba parte de la escuela secundaria hebraica que funcionaba en el mismo lugar que la Universidad Clandestina. Fue, por lo tanto, testigo presencial de la empresa de su padre y conoció directamente a los estudiantes, quienes habían sido sus alumnos en los años anteriores.

Terminada la guerra, los estudiantes de la Universidad Clandestina fueron admitidos en la Universidad Real de Roma (actual Universidad la Sapienza) y los estudios realizados fueron convalidados. Fue un final feliz para una empresa heroica. Pocos años después, en 1952, Guido Castelnuovo falleció a los 86 años. Como reconocimiento a su legado matemático y a su testimonio de vida, el Departamento de Matemática de la Universidad de Roma, La Sapienza, hoy lleva su nombre.

Emma Castelnuovo se dedicó en cuerpo y alma a la enseñanza secundaria, transformándose en un referente mundial de la didáctica de las matemáticas. Sus aportes en este campo han sido ampliamente reconocidos, especialmente en el ámbito de la enseñanza de la geometría.

La Unión Matemática Italiana publicó en su Boletín de abril del 2001 el artículo sobre la Universidad Clandestina. Quise hacer la traducción al español de este documento histórico como un homenaje a la valentía de aquellos hombres y mujeres que en tiempos tan oscuros mantuvieron encendida la luz de la enseñanza y muy especialmente como homenaje a Emma Castelnuovo, a su compromiso con la educación y la vida.

Revisa acá el artículo original: Bollettino dell’Unione Matematica Italiana, Serie 8, Vol. 4-A—La Matematica nella Società e nella Cultura (2001), n.1, p. 63–77. Unione Matematica Italiana.

Revisa acá la traducción al español: Sociedad de Matemática de Chile.

Ricardo Castro Santis
Ricardo es académico del Departamento de Matemática de la Universidad Tecnológica Metropolitana. Doctor en Matemática por la Universidad de Roma I, la Sapienza.