colegio de profesoresUna nueva muestra del quiebre interno del Colegio de Profesores fue la que se dio este sábado, tras la complicada y larga jornada que reunió a los 185 asambleístas del Magisterio, convocados para dirimir los conflictos internos y zanjar la composición de las comisiones técnicas instaladas con el ministerio de Educación, gracias al acuerdo alcanzado el pasado 20 de noviembre en torno a los cinco puntos de la Agenda Corta.

En una difícil jornada, calificada por Darío Vásquez, secreterio general de la colectividad, como un “diálogo de sordos”, el sector disidente a la conducción del gremio encabezada por Jaime Gajardo decidió retirarse de la instancia ante su total desacuerdo con el mecanismo escogido para la elección de los representantes.

En la oportunidad, se definió que cuatro dirigentes de regiones se sumaran a las comisiones, completando en total siete miembros para las instancias de trabajo ante el ministerio.

Según detalló Vásquez, al momento de definir los integrantes de las comisiones técnicas, a saber por los puntos de Agobio Laboral y Deuda Histórica, el presidente del Magisterio definió que cada asambleísta tuviera derecho a cuatro votos por comisión, estableciendo una cuaterna para cada una de ellas. Dicha propuesta fue refutada señalando que no sería representativa ni ecuánime con las distintas facciones. “Con esa formula, ellos iban a elegir todos los integrantes, y nuevamente nos iban a dejar afuera”, indicó Vásquez y agregó que “hay un problema de comprensión político-gremial profundo, de intentar imponer sus mayorías siempre, como ha venido ocurriendo todos estos años”.

Nosotros manifestamos la disposición a integrar las comisiones, y era un gesto importante que le dábamos a la conducción, porque eso les permitía seguir con el trabajo con el Ministerio ya con nosotros incorporados, pero lamentablemente no entienden esos mensajes con los momentos tan críticos como los que está viviendo el gremio”, afirmó Vásquez.

El secretario general indicó que ante la nula posibilidad de integrar las comisiones, los dirigentes disidentes decidieron retirarse de la asamblea.

“Si bien es cierto que el Magisterio arrastra una crisis hace varios años, ésta es su peor expresión porque nunca había ocurrido esto. (…) Esta crisis no se está asumiendo por quienes conducen el gremio como corresponde, porque no hacen nada por tratar de marginar la situación y superar la crisis que estamos viviendo“, indicó Vásquez.

“Ayer existía una oportunidad. La decisión que nosotros habíamos tomado de integrar las comisiones no iba a dejar contenta a la gente que todavía está en paro, pero íbamos a asumir ese costo, ese riesgo, y quizás no iban a entender la decisión. Es incomprensible que la conducción no lo haya entendido como un gesto importante para poder continuar con el trabajo del gremio”, finalizó el secretario general.

Por su parte, el prosecretario de la colectividad, Mario Aguilar, calificó como “antidemocrático” el sistema de definió a los integrantes de las comisiones.

En declaraciones que entregó a La Tercera, Aguilar afirmó categórico que “nos retiramos porque no quisimos validar el sistema de votación de los representantes de las comisiones porque se propuso un sistema de votación donde se aseguraba que quedaran representantes de su sector. No dejaron a nadie de la disidencia”, consigna hoy el matutino.

 

Manifestaciones

Desde las 10 am estuvieron reunidos los asambleístas del Magisterio en el Liceo Andrés Bello A-94 de San Miguel. Si bien se había anunciado que para el mediodía se darían a conocer las resoluciones, éstas tardaron tanto en llegar que incluso la conferencia de prensa aplazada para las 16 horas fue finalmente cancelada.

A las afueras del liceo, decenas de docentes llegaron a manifestarse en contra del presidente Jaime Gajardo, con lienzos y consignas que los trataban de “traidor”. Asimismo, profesores defensores de la conducción se hicieron presentes para entregar su respaldo a la gestión del oficialismo. Ello generó varios enfrentamientos verbales, e incluso hubo intervención por parte de Carabineros.