pescadoresEn una reunión del directorio de la Federación se decidió levantar una voz común para defender el proceso de modificación de la nefasta “Ley Longueira” que fue aprobada con una influencia directa y económica de la industria, perjudicando gravemente al sector artesanal y vendiendo el mar que por derecho le pertenece a todos.

En la reunión participaron: Miguel Angel Hernández, Eduardo Quiroz, Manuel Cisternas, Mario rojas y Eric Parra, dirigentes de la Federación “Nuevo Amanecer”, quienes también integran el directorio de la Confederación Nacional de Pescadores de Chile (CONAPACH), además de los representantes de las caletas desde San Antonio hasta Quintero, quienes señalaron que “apoyamos todas las acciones destinadas a abrir una discusión legislativa transparente y que vaya en beneficio directo de la pesca artesanal”.

Para Miguel Angel Hernández, Presidente de la Federación “Nuevo Amanecer” y director de la Conapach, estas discusiones que han comenzado en el Congreso Nacional y que buscan modificar la Ley de Pesca son muy positivas, “ya que de esta manera se abre un debate que ha estado postergado hace varios meses, donde todos los protagonistas debemos participar y que debe incluir la opinión especialmente de nosotros, los pescadores artesanales, quienes somos los más perjudicados por la llamada “Ley Longueira” y que manifestamos desde un inicio que esta ley traería más náufragos que navegantes.

Para los dirigentes de la Federación “Nuevo Amanecer” y que integran el directorio de la Conapach, la moción presentada por la senadora Carolina Goic, junto a los senadores integrantes de la Comisión de Intereses Marítimos, Pesca y Acuicultura Adriana Muñoz y Rabindranath Quinteros, “puede tener muchos puntos discutibles y polémicos, pero ya es una instancia legislativa que abre la posibilidad de discutir, de aclarar puntos trascendentales como la exclusividad de las cinco millas, la protección de caladeros artesanales, el fraccionamiento y la perversa pesca de arrastre”.

Finalmente los dirigentes señalaron que “es un clamor de Chile entero que la Ley de Pesca entre a una sala de operaciones, donde los parlamentarios deberán someterla a un duro análisis y poder realizar las modificaciones que todo un país está esperando. El no estar de acuerdo con modificar la Ley de Pesca es darle la espalda a toda la pesca artesanal y a todo un pueblo”.