codelco_contratistasEL precio del cobre esta semana ha subido de 2.3478  a 2.4494 dólares por libra, contrariamente a los anuncios que, los ejecutivos de CODELCO y del Consejo Minero informan atemorizando a los trabajadores y a la población.

“La libertad del dinero, exige trabajadores presos en la cárcel del miedo”, esta frase de Eduardo Galeano, retrata de manera precisa y con claridad el modo en que una empresa como CODELCO, desconociendo el interés común representado por el Estado chileno, se alinea con los intereses del capital transnacional representado en el Consejo Minero,cuando recurre y articula la represión que significó el crimen de Nelson Quichillao, el pasado 24 de Agosto en El Salvador.

Que es lo que pedía y reclamaba Nelson,junto con sus compañeros. Lo que motivaba su protesta era que su aporte como creador de la riqueza fuera compensado con más dignidad para él, los trabajadores contratistas y sus familias.

Los chilenos deben conocer la realidad de los salarios de los trabajadores contratistas en CODELCO, para entender por un lado que  significa en concreto una retribución más digna y por otro lado comprender porque esta empresa estatal ocupa los recursos de todos los chilenos, para hacer campañas de desinformación y terror en la misma lógica de la frase de Galeano.

Codelco ocupa los recursos de todos los chilenos, para hacer campañas de desinformación y terror en la misma lógica de la frase de Galeano.

En concreto setenta de cada cien trabajadores de CODELCO son subcontratados y para efectos de visualizar la situación entregaremos las siguientes cifras del año 2014:

45 mil  trabajadores contratistas que tienen un salario promedio que representa para la empresa 723.000 pesos o 1.048 dólares significa un costo de US$ 565.826.087 (millones de dólares). Representando un 5.6 % de los costos totales de CODELCO

En cambio los trabajadores de planta que son 19.000 personas,totalizan un costo anual para la empresa de US$ 1.559.800.832 (millones de dólares), con una incidencia de 16.90 % de los costos totales.

Estos datos tienen más fuerza,  cuando se comparan con las declaraciones del presidente del directorio de CODELCO, Sr. Landerretche, cuando señala a la prensa que un trabajador contratista le cuesta a la empresa US$ 2.500.-, en cambio un trabajador propio representa  US$ 5.000.  Esto significa que las empresas contratistas, que están constituidas en un abanico (que va desde las formadas por ex funcionarios de CODELCO o familiares de los mismos, hasta multinacionales incluso más grandes que la propia  CODELCO), capturan  excedentes equivalentes a dos veces   los salarios de los trabajadores contratistas.

Además es necesario destacar que los trabajadores contratistas, nunca han recibido “bonos de término de negociación” millonarios como los que se intenta confundir a la población cada vez que CODELCO aparece en los medios de comunicación. Los bonos millonarios constituyen una práctica impuesta por la propia empresa hace años, con sus trabajadores propios.

Por la defensa de los  trabajadores contratistas representados por la CTC, fue asesinado Nelson Quichillao, y miles siguen siendo reprimidos en estos momentos. La protesta y la lucha es por defender el ACUERDO MARCO que ha aliviado en parte la injusticia de los bajos  salarios y  por defender también esta empresa de los chilenos de las garras de la privatización.

En un nuevo 11 de Septiembre