La construcción y operación de un terminal marítimo de tipo isla, el que estaría habilitado para la recepción, almacenamiento y regasificación de Gas Natural Licuado (GNL) en la Bahía de Concepción, frente a Penco, Lirquén y Tomé.

El gas sería transportado a tierra mediante un ducto submarino, el que se enlazaría con un gasoducto terrestre; para conectarse al sistema de transporte y distribución de gas natural existente en la región, así abastecería la demanda del sector minero del norte de chile y posibilitaría la intención de empresas a exportar energía a Brasil y Argentina.

Además, las cantidades involucradas facilitarían la construcción y puesta en marcha de una nueva generación de centrales termoeléctricas de ciclo combinado (GAS) en nuestra región.

Como inicio, en la comuna de Bulnes se proyecta la construcción de la Termoeléctrica “El Campesino” de 1,140 MegaWatts, la más grande del país, proyecto de esta misma empresa.