A lo largo de la historia chilena los niveles de sindicalización han ido en disminución. Luego de la dictadura militar, las principales fábricas nacientes del país pasaron a manos privadas, y con ello, el número de sindicatos y sus adherentes disminuyeron transformándose en cifras alarmantes para el mundo sindical.

La implementación del Plan Laboral instaurado en 1979 desquebrajó por completo los derechos colectivos de los trabajadores, provocando que con el paso de los años los sindicatos comenzaran a desaparecer. Así lo entiende el sociólogo Mauricio Muñoz, dedicado al desarrollo investigativo de los regímenes laborales y productivos.

“Se elaboró una estructura jurídica a partir del Plan Laboral de 1979 y que aún conforma los pilares de nuestro Código del Trabajo, estableciendo límites de las organizaciones sindicales y sus acciones e impactando negativamente en la conformación de un actor sindical fuerte, representativo de los trabajadores y contraparte del capital”, sentencia Muñoz.

La historia en la industria de Huachipato no es diferente. En 1970 comenzó a forjarse un proceso de unificación de sindicatos que se materializa en la creación del Sindicato Único de Huachipato; que agrupó a gran parte de trabajadores y trabajadoras.

Con la participación de distintas corrientes políticas, aunque con un importante sector opositor a la UP a la cabeza, el sindicato apostó por la unidad entre los trabajadores haciendo de dicha organización un espacio rico en fuerza social. Los años posteriores al golpe militar terminarían por desarticular la sindicalización en la Compañía de Acero del pacifico (CAP) y otras fábricas.

Al mismo tiempo, la dictadura permitiría el nacimiento de tendencias proclives a Pinochet y sectores demócrata cristianos que tomaron la conducción del sindicato. Discursos moderados y desmovilizadores por parte de la alianza entre gremialistas y concertacionistas son la tónica de los últimos 20 años.

“Para Huachipato los regímenes impuestos en dictadura significaron una serie de escisiones políticas sindicales. Como se muestra en el libro “Historia del movimientos sindical de Huachipato 1970 – 2013”, nacen distintas tendencias sindicales, algunas pro empresariales y otra que se acomodaban a las políticas de la dictadura”, comenta Dasten Julian, Doctor en Sociología y académico de la Universidad de Temuco.

“Historia del movimientos sindical de Huachipato 1979 – 2013”, elaborado por la Editorial Escaparate y escrito por el sociólogo de la Universidad de Concepción Jorge Ayala Córdova, recoge gran parte del proceso histórico vivido por los y las trabajadoras en pueblo acerero. Con rigurosidad y un análisis crítico, el trabajo da cuenta de la elección de representantes, de las huelgas que movilizaron a los trabajadores y de las corrientes y posteriores divisiones políticas al interior del sindicato

“El libro de Ayala sin duda es un aporte, no sólo al movimiento sindical actual, sino que también a toda una línea de las ciencias sociales, específicamente a aquella que, desde la sociología, se preocupa del fenómeno del trabajo analizando las relaciones sociales que están atravesadas por la explotación, subordinación y la resistencia”, comenta Muñoz.

Mediante un lanzamiento oficial, Jorge Ayala presentará su libro en conjunto con el sociólogo Mauricio Muñoz y el historiador de la Universidad Católica y Doctor en Estudios Latinoamericanos, Jorge Rojas.

La presentación se realizará el día 8 de julio a las 18.30 horas, Miraflores n°50, en el Salón Ricardo Donoso del Archivo Nacional. Además, se lanzará en la ciudad de Valdivia, Temuco y Concepción en fechas a confirmar.