Fulgor es el destello que desprende un cuerpo, su huella, su trayectoria. Algo de ello vio Luis Guenel, director de Teatro Niño Proletario, en el fenómeno social de la migración en Chile. Racismo, abuso laboral, tráfico de personas y mercantilización del cuerpo son algunos de los temas que impulsaron la creación de “Fulgor”, sexta obra de la compañía, que se estrena este miércoles 10 de agosto (20.00 horas) en el Centro de Creación y Residencia,  Nave (Libertad 430, Barrio Yungay).

El elenco está formado por Luz Jiménez, José Soza, Paola Lattus, Ema Pinto, Manoj Mathay, Rodrigo Velásquez, y Cristian Flores, quienes exploran en diversas situaciones a las que se exponen habitualmente los más de 6 mil inmigrantes bolivianos, ecuatorianos, peruanos, colombianos, dominicanos y haitíanos que habitan actualmente en Chile.

Son ellos, y no los inmigantes argentinos, norteamericanos o europeos los que son discriminados por su color de piel y su origen cultural, ocupando un lugar invisible en las calles de Santiago.

Proceso creativo y puesta en escena de “Fulgor”

“El proceso creativo de FULGOR está pensando y ejecutado como un archivo monstruo (en términos de Wolfgang Ernst), en el cual cada participante aporta desde su biografía, intereses, disciplina, preocupaciones y obsesiones dando pie a una serie de cuadros escénicos que componen una obra. Se propone una experiencia escénica como un espacio que genera comunidad, un espacio desjerarquizado y con vínculos aleatorios que intentan desestabilizar los estereotipos o referencias hegemónicas sobre la migración” añade, Luis Guenel, director de Teatro Niño Proletario.

La puesta en escena propone una antesala donde los espectadores podrán conocer parte de la investigación, a través de la exposición del material utilizado en el proceso creativo.

La compañía Teatro Niño Proletario se constituye el 2005 como un núcleo de investigación y creación artística conformado por Luis Guenel, Sally Campusano, Francisco Medina y Catalina Devia. A partir de ejes como el territorio, la memoria, el género, las clases sociales, lo popular y lo identitario, Teatro Niño Proletario, en sus más de diez años de vida, ha llevado a escena las obras “Hambre”, “Temporal” , “El Olivo”, “El Otro” y “Barrio Miseria”. En ellas la agrupación genera y desarrolla un lenguaje propio y particular, invitando a ser parte de esta experiencia a destacados actores de la escena nacional.

Racismo en Chile 

“Siento que somos un país racista y clasista desde nuestros orígenes, ya el Español nos definía como animales en sus representaciones, los cuadros de casta son un marco que aún nos determina. Somos una sociedad que determina quiénes somos a partir del color de piel, entonces cuando llega un inmigrante y cambia el panorama de la ciudad se piensa que desestabiliza una supuesta hegemonía blanca, pero esa es una ilusión. Somos un país mestizo, quiltro, que no se asume como tal y cualquier pequeña diferencia racial se aprovecha como un espacio para ejercer violencia y abuso de poder” Luis Guenel, director de Teatro Niño Proletario.

Coordenadas

Solo se efectuarán cinco funciones de “Fulgor” en Nave y la entrada tiene un precio popular de 3mil pesos general y 1.500 pesos estudiantes y tercera edad. Las reservas ya están disponibles en el celular +56 9 83893420.

flyer_fulgor_ema