Un horrendo crimen ocurrió la noche de este jueves en Bolivia. Un grupo de cooperativistas en huelga asesinaron a Rodolfo Illanes, viceministro de Régimen Interior y Policía del gobierno de Bolivia, según confirmaron autoridades del país vecino.

La muerte de la autoridad habría ocurrido a golpes a manos de un grupo de cooperativistas mineros que se encontraban en huelga. El asesinato mantuvo en alerta a todo el país apenas comenzaron a salir informaciones que hablaban de un secuestro en medios andinos.

Sólo se confirmó la noticia cuando el ministro Carlos Romero, confirmó el hecho en una conferencia de prensa. En ella, visiblemente afectado, calificó el acto como un ajusticiamiento “brutal”. Según los detalles que entregó, Illanes habría sido capturado en la mañana del jueves en medio de un enfrentamiento policial con manifestantes mineros que bloqueaban la carretera que une La Paz con Oruro.

Luego de estar secuestrado por sus captores, a eso de las 17:30 o 18:00 horas ocurrió el asesinato, tal como detalló Romero. Según apunta el diario boliviano La Razón, el cuerpo de Illanes fue encontrado al borde de la carretera donde ocurrieron los enfrentamientos. El occiso fue envuelto en una manta, como fue encontrado por la Policía y familiares de la víctima.

El cadáver fue llevado hasta La Paz donde se le realizará una autopsia para conocer, de manera oficial, las causas de su muerte.

El gobierno boliviano aseguró que hay cerca de 120 detenidos y que los servicios de inteligencia ya trabajan para aclarar los hechos. “Este crimen no quedará impune”, fueron las palabras del ministro de Defensa Reymi Ferreira.

Mineros muertos

El conflicto que enfrenta a los cooperativistas mineros con el gobierno boliviano escaló en su violencia en los últimos días. Hasta este jueves había dos mineros asesinados por la policía.

De hecho, ayer por la mañana, antes que estallara el caso del viceministro, el gobierno reconocía y entregaba detalles de la muerte de un segundo minero en las protestas. Carlos Romero, el ministro de gobierno, dijo en ese momento: “lograron un muerto, eso querían, vamos a atender a la familia, nos han enlutado y seguramente van a buscar más muertos”. 

Ante este clima, y según se conoció esta mañana, los mineros amenazaron represalias. Según publica La Razón, el presidente de la Cooperativa 20 de Octubre de Siglo XX de Potosí, Josué Caricari, dijo:

Creemos que si hay algún movimiento de las fuerzas policiales, estamos dispuestos para ofrendar vidas. Pero seguro que el  (ministro Carlos Romero) será responsable de todo lo que va a suceder y lo primero que vamos a hacer es amenazar: está el viceministro (Illanes) con nosotros; pasa algo, al primero que vamos hacer… Tenemos dos cajones (ataúdes)  van a ser los dos que van (a estar) en los cajones; hay un policía que está detenido. Armados, bien armados habían venido”, en un contacto que tuvo el dirigente con la cadena Erbol.

Más tarde, insistió y dejó en claro el posible accionar de los huelguistas: “No vamos a negociar con él (Romero) y que presente su carta (de renuncia); si no, vamos a colgar a su viceministro y yo me voy a encargar (de esa acción)”, habría advertido Caricari, según el reporte de la red de radioemisoras.