A tres días de las elecciones municipales en Chile, las candidaturas que compiten por fuera de las tradicionales coaliciones Chile Vamos y Nueva Mayoría llegaron hasta The Guardian. Con un artículo titulado “Los independientes jóvenes de Chile lideran una revolución silenciosa en contra de los políticos tradicionales”, el diario británico calificó a Jorge Sharp, candidato a la alcaldía de Valparaíso por el Movimiento Autonomista, como un “veterano de las protestas estudiantiles del 2011” que fue elegido “en una primaria ciudadana para desplazar a los partidos tradicionales en el cargo de alcalde”. 

Destacando que Valparaíso es la segunda ciudad más grande de Chile, The Guardian contrastó los conocidos paisajes turísticos del puerto, como “sus barrios de coloridas casas pegadas a los bordes de los cerros sobre el Pacífico” con los últimos incendios, que “han devastado barrios enteros: las calles de la ciudad son una mezcla de ruinas, hoyos y los excrementos de miles de perros callejeros”. 

En ese contexto, señala el medio, Jorge Castro (UDI) “ha sobrevivido numerosas investigaciones por corrupción y está compitiendo por la reelección el domingo”, pero “una revolución silenciosa está creciendo en la ciudad: hastiados de los candidatos de las dos principales coaliciones políticas chilenas, un grupo de ciudadanos ha iniciado un movimiento para llevar a uno de los suyos al municipio”. Para el medio inglés, el Pacto La Matriz tiene relación con que los partidos tradicionales se encuentran “bajo el peso de una serie de escándalos de corrupción de alto perfil”, lo que ha provocado que “una nueva generación de políticos a lo largo del país está intentando capitalizar el descontento en las elecciones de este fin de semana”. 

Destacando las figuras de Giorgio Jackson y Gabriel Boric, pero señalando que aún son muy jóvenes para cumplir con la edad mínima para ser candidatos presidenciales, The Guardian señala que “ellos y sus seguidores pueden movilizar un poderoso bloque de votantes para tomar ciudades como Antofogasta, Punta Arenas y Valparaíso”.

Consultado por el medio británico, Jorge Sharp declara en la nota que “lo que está ocurriendo en Chile pasa también en otros países del mundo, particularmente en España e Inglaterra”, añadiendo que “la gente no confía o se siente cercana a las grandes coaliciones políticas y está mirando nuevas alternativas. El modelo económico y social no trajo el bienestar social que se prometió”, finaliza.