Golpes iban y golpes venían. Así fue el enfrentamiento entre Marco Enríquez Ominami y Sebastián Piñera a través de la red social Twitter.

Los ánimos se han caldeado en el último tiempo entre ambos, sobre todo después de la formalización de MEO y la reciente querella en su contra por parte del Consejo de Defensa del Estado.

Ambos posibles candidatos presidenciales de cara al 2017 están involucrados con el caso SQM de financiamiento irregular de la política. Actualmente se encuentran formalizados Cristián Warner, ex administrador electoral de MEO y también Santiago Valdés, ex adminsitrador electoral de Piñera.

Según informó este medio, la gran diferencia es que la Fiscalía si tiene pruebas de que fue el líder del Partido Progresista quien facilitó las boletas de SQM a Warner que terminaron en la campaña presidencial de MEO. Con Piñera, pese a que habría sido beneficiado del dinero, no existe la misma certeza.

Pese a eso, MEO se ha encargado de hacerle saber al mundo que mientras a él se le formaliza, Piñera sale libre sin castigos por hacer exactamente lo mismo. “Al fiscal de Piñera quiero decirle algo: su teoría es que yo sabía todo ¿cierto?, y por tanto yo estaría involucrado. Bueno, le quiero contar que en el caso de Piñera su administrador electoral está formalizado por facturas falsas, que Jaime de Aguirre director ejecutivo de Chilevisión, públicamente y judicialmente dijo que Sebastián Piñera -a través de Santiago Valdés- pagaba bonos con facturas falsas con platas de campaña. Que las empresas de Piñera tienen facturas forwards para descontar impuestos, y que Magdalena Piñera (su hija) aparentemente tiene facturas falsas” dijo en septiembre MEO, cuestión que volvió a reiterar ayer tras la querella del CDE.

Entonces, el ex presidente Sebastián Piñera decidió responder a través de Twitter.

 

MEO, por supuesto, no se quedó callado.

El líder del PRO le publicó a Piñera un artículo de Ciper que da cuenta de las sociedades en las que participan hijos del ex mandatario y que emitieron facturas a SQM.