Una terrible tragedia sacude al mundo: un avión que transportaba a futbolistas, periodistas y tripulantes se estrelló en Antioquia, Colombia, dejando 76 muertos, entre ellos, integrantes del equipo brasileño Chapecoense.

Los fallecidos son 22 futbolistas del club mencionado, 22 periodistas, 28 acompañantes y 9 tripulantes según informó la Aeronáutica Civil de Colombia.

Los futbolistas disputarían este miércoles en Medellín la final de la Copa Sudamericana ante al Atlético Nacional.

El avión de la aerolínea LaMia partió de Santa Cruz de la Sierra, Bolivia, y alcanzó a declararse en “emergencia” antes de caer. La nave perdió contacto con la torre de control a las 9:54 de la noche hora local, apunta Tiempo.com.

El avión se accidentó específicamente en el cerro El Gordo, zona rural del municipio de La Unión en Antioquía. El accidente dejó 5 sobrevivientes según han confirmado las autoridades colombianas.

Los cambiaron de avión

La aviación brasileña, cuando la delegación salía de Sao Paulo, Brasil, hacia Medellín en un vuelo chárter, no autorizó el vuelo cambiando los planes del equipo.

Así las cosas, la partida se demoró dos horas más de lo presupuestado y se determinó que se haría conexión con Colombia desde el Aeropuerto Internacional Viru Viru en Santa Cruz de la Sierra, en el vuelo de la aerolínea LaMia, que posteriormente se estrellaría.