La plaza Perú de Concepción congregó este sábado centenares de personas que al grito de “Justicia para Antonia” rechazaron unánimemente violencia de género por el caso de la joven Antonia Garros, de 23 años, quien murió tras caer de un edificio en presencia de su pareja Andrés Larraín Paez, a quien ella había denunciado por violencia intrafamiliar en diciembre de 2016.

A pesar de que los medios de comunicación difundieron la noticia de una mujer que “se había suicidado” al caer de un piso 13, familiares y amigos de la víctima se pronunciaron en contra de esta explicación y argumentaron que fue inducida a la muerte por la violencia machista que sufrió mientras estaba en pareja con Andrés Larraín, hijo de un abogado del Banco Chile.

Ese reclamo se reflejó en la marcha donde decenas de pancartas moradas exigían crear una futura “Ley Antonia” que busque tipificar estos delitos que normalmente quedan impunes y que representan otra forma más de violencia en contra de las mujeres.

Este sábado la directora regional del Servicio Nacional de la Mujer y la Equidad de Género (Sernameg), Valentina Mendel, se reunió con los familiares de Antonia y señaló que el servicio los representará en las diligencias de investigación correspondientes.

Además, precisó que la nueva ley de violencia contra las mujeres que presentó la presidenta Michelle Bachelet, incorporará las relaciones informales, uno de los principales vacíos legales en la actual legislación.

Mira las fotos de la marcha y la difusión en redes aquí: