Un informe del Centro de Análisis y Operaciones de la Dirección e Investigación Criminal de la policía analizó los perfiles de las personas detenidas por delitos de incendio, donde se incluyen las causas de las detenciones, que se dividen en arrestos por siniestro intencional, negligencia y casos fortuitos.

Según consigna La Tercera, entre el 1 de enero y el 14 de febrero, fueron detenidas 135 personas por Carabineros, por participación directa o indirecta en la propagación de incendios en el país. Del total, un 29% fue aprehendido por iniciar el fuego de manera intencional y otro 51% por imprudencia negligente. La primera causa está sancionada en el artículo 476 del Código Penal, que establece penas desde los 5 años y un día hasta los 20 años de presidio.

En cambio, la negligencia en estos casos es sancionada en la Ley de Bosques con una pena que va desde los 61 días hasta los 3 años. En tanto, el informe señaló que esto se divide en un 30% que está asociado al control inadecuado de quema de maleza o pastizales; otro 27% al manejo de desperdicios sólidos, como basura; un 20% a imprudencias en fogatas; el 12% a la quema controlada en horario distinto al establecido; el 7% a la imprudencia en manejo de máquinas o herramientas; el 1% en falta de mantención eléctrica y otro 3% no está determinado.

El coronel de la Dirección de Investigación Criminal de Carabineros (Dincar), Víctor Rodríguez, señaló que “la motivación de estos hechos podría encontrarse en la irresponsabilidad de estas personas, que pese a las condiciones existentes no se inhibieron de realizar actividades ordinarias y habituales de su vida cotidiana”.

En análisis de Carabineros también estableció que la mayoría de las personas detenidas por el delito de incendio se concentran en la VI y VII Región.