La Corporación Nacional Forestal (Conaf) reveló a través de un requerimiento por Ley de Transparencia que el connotado SuperTanker tuvo apenas un 13,61% de efectividad en el combate de los incendios forestales en el centro y sur del país durante el verano.

Según el informe publicado en T13, la efectividad del avión norteamericano quedó en entredicho en relación al “porcentaje de agua caída en forma de lluvia que llega efectivamente al área afectada”.

En contraste, el mejor evaluado fue el helicóptero Sikorsky S64, apodado “Elvis”, con un 100% de efectividad. Más atrás quedó el poderoso avión ruso Ilyushin -76, conocido como “Luchín”, que quedó en un 35%.

La Conaf da cuenta de que tanto el SuperTanker como el “Luchín” tienen baja eficiencia debido a que “los lanzamientos nunca se pudieron concentrar en el frente de ataque” y que solo pudieron “sólo flaquear el incendio”.

Los datos hacen recordar las polémicas del verano en torno a los aviones, como cuando el director de la Conaf Aaron Cavieres, declaró que “los aviones más grandes no sirven para combatir este tipo de emergencias”. Aunque días después estaría aceptando la oferta de Lucy Ana Avilés del SuperTanker y cambiando sus dichos: “Valoramos enormemente una contribución como ésta, que complementa y viene a aportar significativamente en un momento en que lo que necesitamos son recursos”, dijo.