La familia de Erica Hagan interpuso una demanda millonaria contra el Estado de Chile debido a la muerte de la estudiante norteamericana, Erica Hagan, que en septiembre de 2014 fue encontrada sin vida al interior del Colegio Bautista de Temuco.

La familia acusa negligencias en el procedimiento judicial el cual calificaron de inadecuado y defectuoso. Esto fue corroborado por el abogado de la familia, Gaspar Calderón. “El Estado chileno debe responder con un millón de dólares”, dijo el defensor, quien argumentó que la cifra se entrega en esta moneda porque “el padre de Erica es estadounidense y no tiene la intención de tener pesos chilenos”, según consignó 24 Horas.

Cabe recordar que la investigación había indicado que el culpable era el rondín del establecimiento Domingo Cofré Ferrada. Las pericias determinaron que habían rastros del ADN de Domingo en el arma homicida. En medio de la investigación se perdió evidencia clave del caso y también intentaron quemar el departamento que ocupaba la víctima.

En diciembre del 2015 el tribunal declaró la inocencia de Cofré por no poder ubicarlo en el sitio del suceso y este miércoles la Corte de Apelaciones de Temuco ratificó su inocencia.