A pocos días de la muerte de Nicanor Parra, la familia del antipoeta está sumida en una serie de declaraciones cruzadas. Esto, luego de que Revista Ya entrevistara a Catalina Parra y a su hija Isabel Soler, hija mayor y nieta del escritor, quienes acusaron que “el Barraco, la Colombina y el Tololo han vivido de Nicanor Parra”.

Ambas apuntaron que los actuales moradores de la casa de La Reina viven en un estilo de vida hippie, que se ha apropiado de sus pertenencias y ha vivido a expensas del talento de Nicanor.

“Cuando yo gané la Beca Guggenheim, decidimos irnos con mis hijos a Nueva York. Y entonces, quedaron todas las pertenencias nuestras, de nuestra casa, en La Reina, guardadas. Yo se las dejé a mi papá, mis niños eran chicos todavía. Eso fue en 1980, todo eso desapareció. No existe nada (…) cuando vinimos en 2012, estaba todo en un estado de deterioro y abandono. Puertas sin chapas, vidrios rotos, yo hice unos videos. Estaba todo abierto, se podían llevar lo que quisieran. Yo quise en ese momento que hiciéramos un inventario. Y se negaron a hacer inventario”, acusó Catalina.

Del mismo modo, Isabel Soler señaló que “nosotros hemos siempre trabajado, siempre nos esforzamos para estudiar, nos hemos esforzado para tener nuestro propio dinero, para hacer una vida, ¿ya? Y los hermanos de mi mamá, el Barraco, la Colombina, el Tololo y toda esa gente ha vivido de mi abuelo. Esa gente realmente no tiene una industria o trabaja. Ellos han vivido de la casa familiar, han vivido de la plata que mi abuelo hacía. O sea, hay un tema ahí, me entiendes tú, de dependencia económica. Entonces ese estilo hippie tiene que haber sido financiado por alguien y fue financiado por mi abuelo. Un abuelo y un papá muy viejo”.

Además de cuestionar a través de su cuenta de Twitter las declaraciones, Tololo Ugarte respondió a El Dínamo que no seguirá polemizando con este tema: “Esto va a caer por su propio peso, la verdad no puede salir de otra parte sino de las personas que llevaban los últimos 40 años con él”.

A su vez, el nieto de Nicanor sentenció que “esas declaraciones de personas que llegan después de 40 años a hablar de que conocieron a mi abuelo me parecen ridículas” y agregó que lo que aparece en la entrevista de Revista Ya “es falso, es un reflejo de ellas mismas lo que están diciendo”.

Además, Ugarte sugirió que, en caso de que el conflicto llegue a la justicia, “iré a mostrar todas las pruebas pertinentes para demostrar que este par de señoras son unas mentirosas”.