Un escort italiano presentó, el pasado miércoles, un informe ante la Arquidiócesis de Nápoles donde revela episodios de orgías, prostitución y sexo virtual por parte de al menos 40 sacerdotes italianos.

Francesco Mangiacapra, quien también es abogado, estuvo durante años construyendo el informe que contiene 1.200 páginas donde se apoya en testimonios, fotos y capturas de pantalla.

“Mi documento contiene 34 sacerdotes y 6 seminaristas. Preciso también que en el material entregado no hay casos de pedofilia ni algún caso de conducta penalmente relevante. Se trata de pecados, no de delitos“, sostuvo Mangiacapra a Gay News.

En el informe se da a conocer el caso de un obispo coadjutor de la basílica de San Giovanni, en Laterano. Según el escort, el religioso salía de noche con su chofer y fingía ser un diplomático. En cuanto encontraba un joven que le gustaba, le prometía trabajo y todo tipo de beneficios a cambio de sexo. Si esto no se daba, llamaba a un escort y le pagaba con Postepay, aplicación que permite hacer pagos desde el celular de manera reservada.

Otro seminarista siciliano practicaba sexo virtual. En un video se le puede ver eyaculando ante una cámara web, en el plano también se puede ver una estatua de Nuestra Señora de Fátima que lo mira fijamente.

En el texto también se destaca que hay un parroco obsesionado con el sexo grupal, que utilizaba aplicaciones como Grindr y Romeo, que permiten buscar a hombres para tener relaciones. A través de éstas el religioso invitaba a varios jóvenes a la rectoría para realizar orgías en el lugar.

El comportamiento de los eclesiásticos que menciono es, en muchos casos, resultado de la impunidad a la cual los han acostumbrado los líderes de la Iglesia. La injusta tolerancia que alimenta la idea de que se puede seguir separando lo que se hace de lo que se predica, como es típico entre quienes tienen una doble moral esquizofrénica”, señaló Mangiacapra.