Hoy se presentará la Acusación Constitucional contra los jueces Carlos Künsemüller, Hugo Dolmestch y Manuel Valderrama, todos de la Segunda Sala Penal de la Corte Suprema, por los sucesivos fallos que otorgaron la libertad condicional a genocidas condenados por violaciones a los Derechos Humanos durante la Dictadura.

La acusación que cuenta con el apoyo del Frente Amplio y la ex Nueva Mayoría, busca destituir a estos 3 jueces de la Corte Suprema por notable abandono de deberes, ya que no se ha aplicado los convenios internacionales de Derechos Humanos que han sido ratificados por Chile en los fallos de la Sala Penal donde se encuentran estos ministros.

Esta mañana, diputados del Partido Comunista, Partido Socialista y el PPD colocaron en sus puestos imágenes de víctimas de la Dictadura militar para protestar por la liberación de genocidas y respaldar la acusación contra los jueces que permitieron la liberación de estos.

La Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP) también ha manifestado su apoyo a la acusación constitucional contra los ministros de la Corte Suprema. La presidenta de la agrupación, Alicia Lira, señaló que “apoyamos a las bancadas de diputados que presentaron esta acusación para que así los jueces de la sala penal no puedan entregar nuevos beneficios carcelarios a los condenados por delitos de lesa humanidad. Esto debe marcar un precedente de que no se permitirá nunca la impunidad con los crímenes de la dictadura”.

La abogada y diputada comunista, vocera de la acusación constitucional, Carmen Hertz, señaló que esta acusación no busca ni revisar fallos ni afectar la autonomía de la Corte Suprema, sino hacer efectiva la responsabilidad política de los jueces. “Se están pasando a llevar elementos sustantivos del derecho internacional. El no hacer efectiva, y reducir la pena a esos niveles significa en definitiva impunidad. Y la impunidad en materia de Derechos Humanos, al igual que los crímenes de guerra, está prohibida.

Esta acusación no busca revisar los fallos sino hacer efectiva la responsabilidad política de estos magistrados al pasar a llevar las normas internacionales en materia de derechos humanos al no aplicar el control de convencionalidad y así enmascarar una impunidad para los crímenes cometidos en dictadura” agregó la diputada.

En redes sociales, diputados, senadores y diversos políticos han protestado con el hashtag #LaAcusaciónVa y han insistido en que se necesita acabar con la impunidad, logrando verdad, justicia y reparación para las víctimas de la Dictadura.