El Movimiento de Pobladoras y Pobladores Vivienda Digna de la comuna de Maipú se manifestó en la mañana de este jueves hasta el Ministerio de Vivienda (Minvu) para exigir el derecho a una vivienda digna y obtener de parte de las autoridades la aprobación para desarrollar su propio proyecto habitacional en el terreno ubicado en “Vicente Reyes 110″, de propiedad Serviu, como lo establece el artículo 19 del Decreto Supremo 49. Los pobladores buscan que el ejecutivo los incluya en el diseño de las políticas habitacionales para que el movimiento tenga la oportunidad de decidir sobre su propia forma de vivir.

En declaraciones a La Tercera, la vocera del movimiento, Nathalie Arriagada, aseguró que “nos moviliza la convicción de que los terrenos que hoy están en mano del Estado, especialmente del Serviu -como en nuestro caso – deben aportar a solucionar el problema del deficit habitacional y no servir para perpetuar el negocio inmobiliario”. Para ella, resolver la situación en la que se encuentra el Movimiento es cuestión de “voluntad política de las autoridades”, quienes -según dijo- “nos tienen viviendo en condiciones que estancan nuestro desarrollo. Estamos aquí para concretar el anhelado sueño que perseguimos”.

Los activistas exigen que se les permita seguir viviendo en su comuna y que no se les expulse a zonas de la periferia, “lejos de los servicios públicos, de salud, lejos de los servicios públicos, de salud, educación, transporte”.

El proyecto que han diseñado contempla en su primera etapa 150 soluciones habitacionales para las familias de Esperanza Popular, y más de 400 viviendas.