En el Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, se realizó durante dos jornadas el II Seminario Internacional sobre Colonia Dignidad: Desafíos frente a un archivo de la represión y la construcción de un sitio de memoria.

Según informa el Diario El Centro, en la ocasión diversos expertos en derechos humanos, de países como Argentina y Alemania, expusieron sus puntos de vista y su experiencia frente a otros sitios de tortura que hoy son lugares de memoria y reflexión.

En uno de los paneles de conversación, estuvo presente Gabriel Rodríguez, periodista, escritor y ex detenido político de Colonia Dignidad. Rodríguez dijo que la indignación es muy grande, ya que en un lugar donde se vivió el horror, hoy los familiares ven cómo se ha transformado en un verdadero complejo turístico.

“Ese lugar debería hoy ser un sitio para hacer duelo, oración, reflexión, hacer memoria, pero se ha convertido en un lugar de fiesta, de circo para ganar dinero. Colonia Dignidad debería ser algún día lo que hoy es Londres 38, Villa Grimaldi“,aseguró.

La presidenta de la “Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos de Talca”, Myrna Troncoso, también lamentó que Colonia Dignidad no respete el duelo, el dolor de los familiares y que se omita lo que allí ocurrió realmente en la dictadura.

“Nos agrede mucho el turismo que allí se hace, su fiesta de la cerveza, del pernil, de todo lo que ellos inventan. Eso agrede nuestra memoria. Nuestra rabia también es contra las autoridades de la zona que permiten que esto se prolongue en el tiempo. Nosotros tenemos derecho a hacer nuestro duelo dentro del lugar, sin intervenciones ni presencia de otras personas. Que sea un lugar de reflexión”, expresó.

Respecto a la falta de avance de la mesa de diálogo, que se instauró hace dos años en la zona, para tratar este tema, Gabriel Troncoso enfatizó que tanto parlamentarios del lugar y el Estado no han hecho nada para que se concrete un memorial. 

“Hay falta de compromiso de los parlamentarios, hemos instalado una mesa de trabajo del tema pero a dos años no ha habido ningún avance respecto de Colonia Dignidad. La actual alcaldesa de Parral auspicia fiestas de la cerveza y otras, que se hacen en ese lugar de muerte. Los parlamentarios han echado al olvido el tema, no han hecho gestiones en el Parlamento”, aseguró.

La mesa de diálogo comienza su trabajo en marzo del 2016 donde se trabajará con el intendente Pablo Meza. Asimismo no solo Myrna Troncoso y Gabriel Rodríguez señalaron que Colonia Dignidad debía ser un lugar de memoria y reflexión. Ya que expertas como Loreto López, Programa Sicología Social de la Memoria, Universidad de Chile; Ana Guglielmucci, Facultad de Filosofía y Humanidades, Universidad de Buenos Aires; Lelia Pérez, Asociación por la Memoria y los Derechos Humanos Colonia Dignidad; Winfred Hempel, abogado querellante en causas de Colonia Dignidad, entre otros, coincidieron con esa necesidad.