Unas 50 personas murieron y otras 53 resultaron heridas en un tiroteo ocurrido en el bar Pulse de Orlando, un local ubicado al sudeste de Florida y frecuentado por la comunidad homosexual de la ciudad.

En una conferencia de prensa, el jefe de la policía local, John Mina, reveló que un sujeto entró al local armado con una pistola y un rifle de asalto. Un escuadrón antiexplosivos tuvo que ser enviado al local para investigar varios artefactos sospechosos aparentemente dejados por el atacante.

El jefe de policia de Orlando, John Mina, explico que “la situación giró hacia una toma de rehenes”. “Hacia las 05:00 horas de esta mañana, se adoptó la decisión de rescatar a los rehenes que estaban allí”.

De acuerdo a Mina, el hombre se atrincheró en el club después de efectuar varios disparos hacia la multitud. El tirador habría sido identificado como Omar Mateen. La cadena de televisión CBS indicó que el joven tenía 29 años y  era un ciudadano estadounidense de origen afgano.

“En un momento, el sospechoso volvió al club, donde tuvieron lugar más disparos”, agregó. Finalmente, el tirador cayó muerto tras el enfrentamiento con los agentes. Así informó en su cuenta de Twitter la policía de Orlando:

No está claro si las víctimas murieron durante la toma de rehenes o si algunos fallecieron en el enfrentamiento del atacante con la policía. Mientras ocurría el tiroteo, la discoteca Pulse, que se presenta en su sitio web como “el bar gay más ‘hot’ de Orlando”, colgó en su página de Facebook un último mensaje lapidario: “Todo el munda salga de Pulse y corran”.

tiroteo orlando

El FBI no demoró en declarar que el sospechoso podría tener una “inclinación” por el “terrorismo islámico”, por lo que investiga el caso como un “acto terrorista”.

El gobernador del estado, Rick Scott, declaró este domingo el estado de emergencia en el condado de Orange, donde está situada la ciudad, para facilitar la investigación de las autoridades federales.

Según Associated Press, se trataría del más grave atentado en la historia de Estados Unidos y el segundo ataque en la ciudad en poco más de 24 horas, luego de que la cantante Christina Grimmie fuera asesinada el viernes por un hombre que la atacó al término de un concierto.

Estas son algunas imágenes recogidas tras el tiroteo

Se estima que más de 300 personas estaban en el popular club gay al momento del ataque. (Foto: EPA).

_89952310_3ebe61ee-1edb-49f6-87ad-c297e3375476

Muchos familiares aún esperan por información sobre sus seres queridos (Foto: AP)

_89952776_3181bc2e-6f0a-4b3c-9626-ec3bdce4141d

Muchos familiares aún esperan por información sobre sus seres queridos. (Foto: AP)

AP

Pulse se describe a sí mismo “como el bar gay más caliente de la ciudad”. El ataque se registró cuando celebraba una “noche latina”. (Foto: Getty Images)

_89954384_10411ef3-d8fe-4925-84e4-0e5d656a4de5