Una caravana de policías lanzó disparos en Tirúa durante la tarde del pasado jueves, hiriendo a un vecino que se trasladaba en su camioneta por la ruta Curapaillaco-Raul, con su esposa e hijos de 2 años y 10 meses. 

“Yo tomé a mi guagua, como lo traía en brazos y la escondí, en eso mi marido me dice: me dispararon, me dispararon” relata Marisol Maril, esposa de Miguel Huenchuñir, conductor de la camioneta que resultó impactada con dos disparos por la ventana del conductor y por el parabrisas, dejando con lesiones de consideración al agricultor oriundo del sector de Curapaillaco.

Huenchuñir aún mantiene los perdigones en su cuerpo por la profundidad en que interceptaron y presenta disminución de la visión por la ruptura de vidrios sobre su rostro, según informó Mapuexpress.

El hecho ocurrió mientras la familia se dirigía a la iglesia Ejército Evangélico de Chile, a la cual pertenecen. En el trayecto, se cruzaron con la caravana de Carabineros de Chile, compuesta por dos vehículos blindados de Fuerzas Especiales y una camioneta roja, desde donde habrían realizado los disparos, sin provocación.

Miguel Huenchuñir relató que “yo iba camino a la iglesia con mi señora y mi niño, nos encontramos con blindados, más con una camioneta que yo creo que eran detectives, como iban juntos, varios vehículos. Antes de cruzarnos con ellos, como a cien metros, sentí varios tiros, luego yo pasé  dos blindados y de repente pasé a una camioneta roja, y sentí dos tiros”.

Herido y asustado, continuó la conducción y se dirigió al hogar de su madre, cercano al lugar de los disparos, desde donde fue trasladado a la posta del sector.

Marisol Maril señala que “cuando veníamos pasando por el lado de ellos, pasaron dos blindados y una camioneta roja doble cabina que iba atrasito de ellos, ellos levantaron la mano hacia arriba y yo nunca pensé que nos iban a disparar y sacaron un revólver”.

En tanto, el alcalde de la comuna Adolfo Millabur, llegó hasta la casa de la familia y señaló que “he constatado el hecho que relata la familia y nada faculta a la institución de Carabineros para actuar de esta manera y disparar a alguien solamente por ser mapuche, estoy realmente muy preocupado por lo que está pasando y es necesario esclarecer estos hechos”.

Los disparos ocurrieron apenas horas después de los incidentes que dejaron a dos carabineros heridos. “Por una parte lamento lo ocurrido durante el día de hoy, al enterarme por la prensa de los uniformados lesionados, pero nada justifica el actuar de carabineros, les hago un llamado a la cordura”, enfatizó el alcalde.

La familia Huenchuñir-Maril aún no logra entender lo ocurrido, asegurando que nunca han tenido problemas con Carabineros. Al respecto, Miguel comentó que ellos “dicen que cuidan al país pero realmente no lo están haciendo, si están disparando así al aire libre”.