Cuando ambos aspirantes a La Moneda ya hicieron sus respectivos actos de cierre de campaña y en la cuenta regresiva para el próximo domingo, las elecciones presidenciales de Chile son foco de atención a nivel internacional debido al clima de tensión y expectación que existe al interior del país.

Y para Bloomberg, el reconocido medio estadounidense especializado en negocios, uno de los tópicos más llamativos es el derrumbe de la candidatura de Sebastián Piñera luego de la primera vuelta, caracterizada con especial énfasis en las cifras económicas, y cómo en realidad el crecimiento económico depende mucho más del precio del cobre, la principal exportación local, que de quien quiera que sea el presidente.

El miedo a Chilezuela

Desde Chile Vamos en comienzo tenían un discurso triunfalista y pronosticaban que ganarían en primera vuelta o estarían muy cerca, y esa seguridad se traspasó a los inversionistas, que llevaron las acciones chilenas hasta su máximo histórico (el Índice de Precio Selectivo de Acciones superó los 5.400 puntos en octubre pasado). Sin embargo, el 36,6% que obtuvo el pasado 19 de noviembre, desmoralizó al comando, que –afirma el medio– “ha recurrido a la probada y efectiva campaña que ha ensuciado a Latinoamérica durante los últimos años: comparar a Alejandro Guillier con el líder socialista de la derrumbada economía de Venezuela, Nicolás Maduro“.

“Están pintando el escenario como si fuera una emergencia política”, dijo Cristóbal Bellolio, profesor de la escuela de Gobierno de la Universidad Adolfo Ibáñez. “Es un miedo algo irracional, porque Guillier está lejos de Maduro, pero es una preocupación genuina” de un sector importante de los votantes.

“Fue ese mismo miedo el que provocó que el índice de acciones de referencia de IPSA cayera a un 5,9% el día después de la primera ronda de votación el 19 de noviembre (…) También deprimió la confianza empresarial que había alcanzado un máximo de tres años el mes anterior”, consigna la publicación.

A Piñera –cuya riqueza se estima en US$2,7 mil millones por Forbes y quien se ha comprometido a más del doble del crecimiento económico– le gusta destacar que durante su mandato (2010-2014) el crecimiento alcanzó un promedio de un 5,4% anual, ayudado en gran parte por el auge que el cobre vivía por esos días. Además, constantemente señala que Guillier representa una amenaza para el modelo económico que ha convertido a Chile en el país más rico de Sudamérica.

Fuente: Bloomberg

Votantes asustados

Las críticas se intensificaron luego de que el candidato oficialista afirmara que le metería la mano en los bolsillos a los empresarios “para que hagan patria de una buena vez”, a lo que Piñera insistió en que “todos los días Guillier se parece más a Maduro. Me pregunto, ¿a dónde nos llevará ese camino?”.

“Piñera necesita mantener su propio apoyo, mientras intenta alejar a los votantes de Guillier”, explica Keneth Bunker, director del programa electoral de la Universidad Central, sobre la lógica del discurso que Piñera adoptó. “La idea del equipo de campaña de Piñera es permitirle ganar persuadiendo a los votantes rivales para que no aparezcan”, agrega.

A eso se suma el factor del Frente Amplio y la capacidad de convocar a sus votantes que tenga Alejandro Guillier. Sin embargo, los chilenos comunes no parecen preocupados de sus advertencias sobre Venezuela, debido a que la confianza del consumidor alcanzó el máximo de dos años en noviembre.

Para el medio, los consumidores tienen un punto, debido a que en Chile el crecimiento depende mucho más del precio del cobre que de lo que sea que haga un presidente, como demuestra el siguiente gráfico.

Fuente: Bloomberg

Además, el medio afirma que tampoco las propuestas de Guillier son tan radicales. Su propósito ha sido alentar a la industria a agregar más valor a las exportaciones de materias primas del país, una mayor autonomía regional y la inversión en infraestructura, y no ha dado demasiados detalles sobre la reforma de salud o planes de gasto precisos para el sistema educativo.

Sebastián Edwards, profesor de la Universidad de California de Los Ángeles, estima que un eventual triunfo de Piñera agregaría un 0,6% al crecimiento económico, motivado principalmente por la recuperación posterior de la confianza empresarial.

Además, advierte sobre las técnicas contra el candidato oficialista. “Guillier manejando a Chile es aún mejor que todo lo demás en esta región”, dijo.