Una gran crisis política que ha incluido manifestaciones e incluso calificaciones de “traición a la patria” hacia el presidente fue la que se desató en Perú luego de la decisión del mandatario Pedro Pablo Kuczynski de dar el indulto presidencial al ex jefe de Estado, Alberto Fujimori (1990-2000), quien desde hace diez años se encuentra en prisión cumpliendo una condena de más de 25 años por una serie de delitos que incluyen corrupción, apropiación indebida de dineros de las arcas fiscales e incluso una serie de masacres durante su gobierno.

La salida de la presidencia de Fujimori fue bullada: renunció a su cargo vía fax desde Japón, donde permaneció hasta 2005 –escudado en su doble nacionalidad– para esquivar las acusaciones en su contra, y luego viajo hasta Chile, lugar en el que fue detenido por dos años posteriormente extraditado hasta su país. Pero antes de eso, a fines de los años ’90, el entonces mandatario gozaba de gran popularidad en la región, y particularmente en Chile tuvo un comentado paso por la televisión local que incluyó a una de sus figuras emblemáticas: Cecilia Bolocco.

Corría el año 1999 y la ex Miss Universo conducía todas las semanas en Canal 13 su programa “La Noche de Cecilia”, que entre sus entrevistados contó con la participación de Fujimori. Por esos días, ambas figuras tuvieron un cercano encuentro que incluyó salidas en bicicleta por Lima, recorridos por sus barrios con trajes locales y comidas juntos, con “curanto peruano” y pie de limón que Fujimori le dio en la boca a Bolocco.

De hecho, la cercanía de ambos despertó los comentarios de un posible romance, lo que tiempo después fue abordado por la entonces “reina de Chile” en conversación con Pedro Carcuro.