Con firmas de diputadas del PC, PS, PPD y el PRO, este jueves el Frente Amplio (FA) presentó una acusación constitucional contra el ministro de Salud, Emilio Santelices, luego de que Contraloría declarara ilegal el Protocolo de Objeción de Conciencia que emitió el Ministerio de Salud.

Luego de un extendido diálogo con otras bancadas de la oposición, el oficio pudo ser presentado con las firmas de varias diputadas de la oposición, todas ellas mujeres, a modo de gesto “simbólico”. Así, suscribieron el texto Claudia Mix (Poder), Gael Yeomans (IL) y Maite Orsini (RD), por parte del FA, además de las diputadas de la ex Nueva Mayoría Karol Cariola (PC), Camila Vallejo (PC), Marisela Santibañez (PRO), Emilia Nuyado (PS), Daniella Cicardini (PS), Cristina Girardi (PPD) y Carolina Marzán (PPD).

Las diputadas de prácticamente toda la oposición –exceptuando la DC y el PR, pese a que Marcela Hernando lideró la interpelación del pasado 2 de mayo– decidieron unirse y sumar apoyos para sacar adelante la acusación al ministro. Eso pese a que se necesitan 78 apoyos del resto del Congreso para llegar a la destitución -y prohibición de ejercer cargos públicos por 5 años- aunque que las propias bancadas de algunas de las firmantes expresaron su negativa a acusar a Santelices.

A la DC, que ya había anunciado su rechazo, se sumó ayer la bancada socialista, que justificó que “no se ve fundamento jurídico y tampoco viabilidad política”. Tampoco el PC podría votar a favor de la iniciativa ya que según su presidente, Guillermo Teillier, sin la DC, “no tiene viabilidad”.

Sin embargo, y pese a los reparos de los líderes hombres de sus bancadas, las diputadas juntaron esfuerzos y subrayaron la necesidad de acusar constitucionalmente al ministro por vulnerar los derechos de las mujeres en la aplicación del protocolo de objeción de conciencia que rige la Ley de Aborto en tres causales.

acusacion constitucional santelices

La diputada Gael Yeomans (FA), quien será la coordinadora de la acción, subrayó que pese a no tener aún los votos necesarios del Congreso, la iniciativa “no es una acción testimonial”. Por eso, hizo un llamado al resto de parlamentarios de la oposición a “leer la acusación e informarse” porque -dijo- “hay sustentos jurídicos y políticos porque no podemos seguir aguantado que la ley no se aplique porque no hay voluntad ni conciencia de que es imprescindible resguardar derechos mujeres”. Yeomans aseguró que “aún hay tiempo” para sumar más apoyos y afirmó que la iniciativa “está agarrando cada vez más fuerza” y que “los votos no están echados”. Y agregó que “el Congreso tiene que responder si va a estar del lado de las mujeres o va a seguir privilegiando sus minorías parlamentarias”.

La diputada libertaria enmarcó la acción en el contexto de la “ola feminista y de mujeres que ha presentado la continua violación de los derechos porque no somos tratadas por igual”. Además, dejó claro que aunque se presente un nuevo reglamento adecuado a los requerimientos exigidos por Contraloría, la acusación no se caerá porque “la vulneración de derechos ya fue ocurrida”.

Yeomans también se refirió a los ejes centrales de la acusación “se basa en una estructura de tres puntos: infringir la constitución, infringir las leyes y el haber dejado las leyes sin ejecución”. Y agregó: “Los hechos de ilegalidad de un ministro de Estado traen consecuencias jurídicas y políticas”.

Por su parte, Karol Cariola (PC) destacó la “solidez” de la acusación constitucional y puso énfasis en “la acción conjunta y la unidad” de las diputadas. “Hacemos llamado a partidos de oposición que actúen de misma forma en la votación porque creemos que la propuesta de unidad que nos han hechos los compañeros del FA corresponde”, dice.

Por su parte, la parlamentaria socialista Daniella Ciccardini (PS) manifestó que “lo que se resolvió en este parlamento se ha distorsionado y desdibujado”. Preguntada por la falta de apoyo a la propuesta por parte de su bancada, respondió: “Como mujer, como parlamentaria y como socialista, tengo la convicción de que esta es la herramienta que nos queda para poder defender los derechos de las mujeres de Chile”.

Finalmente, Carola Marzan (PPD) reiteró que “esto que sucedió fue una vulneración dramática” y rechazó que ahora “apunten como las causantes de lo que esta sucediendo”.

El próximo martes 29 de mayo, la acusación será notificada en la sesión legislativa de la Cámara de Diputados, para sortear la constitución de la comisión que estará a cargo de su análisis y emisión del informe, que será presentado con plazo máximo de 6 días en la Cámara Baja para ser votado.