Ayer sábado se emitió un nuevo capítulo de “La Divina Comida”, que contó con la participación de Daniel Stingo, Mirna Schindler, Alejandro Chávez y Catherine Mazoyer.

Durante el programa, la actriz reveló episodios de su vida que impactaron a los demás participantes. Mazoyer les contó durante la cena que fue abusada sexualmente a los 13 años.

La actriz les dijo que comenzó a trabajar como modelo a los 13 años y que a los 15 participó en su primera teleserie (Marrón Glacé: el regreso).

Este temprano ingreso al mundo laboral hizo que se relacionara con gente adulta. Fue en ese período cuando conoció a un hombre de 21 años que abusó de ella.

“A los 13 pololeé con un hombre de 21. Él en el fondo me obligó, o me engañó, para tener relaciones (sexuales) con él. Él fue mi primera pareja sexual. Recién a los 21 asumí que eso fue un abuso y que eso era un delito“, relató.

“De hecho, esto yo no lo he contado jamás. Mi mamá no lo sabe. Ella piensa que perdí mi virginidad a los 15 años con mi pololo que fue mi gran amor de la adolescencia, y no tiene idea de esto. Yo no quería que enterara porque no quería que se sintiera culpable, porque ya no hay nada que hacer”, añadió.

La actriz también señaló que se involucra con hombres que la reprimen. “Yo caigo con los narcisos. Me suelo involucrar con hombres que me ponen la pata encima. Yo he sido maltratada física, psicológica y sexualmente… y no me dí cuenta (sic)”, sostuvo.

A pesar de esto, Mazoyer enfatizó en que ser madre cambió su perspectiva de las cosas y que no necesita a un hombre para ser feliz porque tiene a sus hijos.

“Ahora me pegué una caída muy fuerte, y ahora soy mamá. Y eso marcó un antes y un después. Yo no puedo exponer a mis hijos a cualquier hombre, que me cierra un ojo o se hace el lindo (…) Yo no necesito un hombre para ser feliz, de ninguna manera”, comentó.