A las 9 de la mañana, la gran mayoría de los y las chilenas que trabajan se encuentran ya en sus oficinas. Probablemente se levantan horas antes para iniciar el camino hacia el lugar de trabajo.

Por eso llamó la atención la defensa que hizo el diputado Joaquín Lavín León a su esposa, Cathy Barriga, duramente criticada por realizar el polémica viral “Kiki Challenge” en el Templo Votivo de Maipú.

“La alcaldesa canta baila, es una mujer alegre, es lúdica y lo hace además de manera transparente. Esto lo sube a sus redes sociales, porque ella es transparente y muestra todo lo que hace durante el día. Yo me preguntó qué político se atrevería a mostrar durante todo el día, yo creo que habla muy bien de la transparencia que tiene ella”, aseguró el parlamentario por el distrito 8, que abarca precisamente la comuna donde su esposa es la alcaldesa.

Lavín León -hijo de Joaquín Lavín, alcalde de Las Condes- invitó a todos los que critican a Barriga a seguirla en redes sociales y así “ver todo lo que trabaja”. “Se levanta a las 9 de la mañana, llega a las 10 de la noche a la casa y está todo el día trabajando y está todo además registrado en sus redes sociales; ella sube todas las reuniones y todo lo que hace por los vecinos de la comuna y por algo también tiene más de un 80% de aprobación hoy en día”, agregó.

Esta mañana, los concejales de oposición en Maipú -que tienen la mayoría en el Concejo Municipal-, junto a los diputados Pablo Vidal (RD), Carmen Hertz (PC) y Claudia Mix (Poder) irán hasta la Contraloría General de la República a solicitar una fiscalización por mal uso de los recursos públicos del municipio de Maipú y otras irregularidades en la gestión de la alcaldesa Cathy Barriga.

Un rato después, irán hasta la misma Contraloría distintas uniones comunales y juntas de vecinos de Maipú, a solicitar que el órgano aclare el estado del municipio en deudas, embargos, falta de servicios y otras situaciones. A través de un comunicado, los vecinos de la comuna reclaman que “Cathy Barriga parece no tener conciencia de la grave situación financiera y administrativa en la que ha sumergido al municipio” y que prefiere “hacer un video bailando, desatendiendo las instrucciones de la contraloría y una vez más; usando el patrimonio fiscal en sus propósitos personales vulnerando abiertamente las leyes que regulan la materia”.

Vale recordar que hace unas semanas la Contraloría publicó un mensaje en sus redes sociales, asegurando que los funcionarios públicos tienen prohibido realizar el “Kiki Challenge” con autos fiscales.

La alcaldesa, en tanto, parece estar despreocupada por la polémica que generó su video. En otro mensaje a través de Instagram -su red social de preferencia- publicó el siguiente mensaje: “Cuando haces las cosas de corazón, no existen las malas intenciones, y así ha sido mi vida, y gracias a ese amor, dedicación y trabajo estoy aquí, y al final del día sientes la satisfacción de entregar lo mejor de ti (…) “Soy una luchadora y la vida me ha hecho fuerte, soy resiliente, pero también un ser humano común y corriente que ve con tristeza la falta de valores y sentimientos. Gracias por tanto cariño♥️”, afirmó.