Durante esta mañana se iniciaron las clases en las comunas de Quintero y Puchuncaví, luego de estar suspendidas por la grave situación de contaminación que enfrenta la zona. Sin embargo, a pocas horas del ingreso de los estudiantes a las aulas, una decena de alumnos presentó síntomas de intoxicación. 

Vómitos y mareos son algunos de los síntomas que presentaron las y los estudiantes de Quintero, quienes fueron derivados a sus casas con un documento que acreditaba “intoxicación por gas”

Durante el pasado sábado, la Seremi de Salud de Valparaíso confirmó que siete personas fueron atendidas en el centro asistencial por una situación similar. En este escenario, pese a que las autoridades levantaron la Alerta Amarilla en Quintero y Puchuncaví, este mismo lunes se activó la Alerta Sanitaria para ambas comunas, lo que permitirá suspender las faenas más contaminantes cuando las condiciones resulten peligrosas para las personas. 

Por su parte, Patricia Colarte, seremi de Educación, señaló que “se están tomando medidas que nunca se habían tomado en materia medioambiental. Por eso hay que tratar de volver a la normalidad, estar tranquilos. Nosotros con los profesores, con los directivos de los establecimientos vamos a hacer el mejor trabajo para recuperar este tiempo perdido”.

Se estima que cerca de 9 mil estudiantes de Quintero y Puchuncaví retornaron a clases esta mañana: un 80% de los alumnos acudió a retomar sus estudios, pero la preocupación se mantiene y los apoderados piden suspender las actividades académicas hasta tener mayor claridad sobre el panorama ambiental de la zona.

Mira algunas fotografías de AgenciaUno: