Este miércoles se conoció de la breve tramitación de un permiso de residencia por parte del gobierno, que se habría revisado por 45 minutos, documento que abordaba la situación de un ciudadano haitiano que se convirtió en el representante de un grupo de inmigrantes que querían regresar a su país.

Se trata de William Pierre, quien en agosto pasado llegó hasta la comisión de gobierno de la Cámara de Diputados como representante de la comunidad haitiana y con el objetivo de exponer su experiencia como inmigrante en el país, y además solicitar a las autoridades que apoyaran el regreso de un grupo importante que quería volver a su país, según publica La Tercera.

La petición fue escuchada con diligencia por el gobierno, que una semana después, el 30 de agosto, fijo una reunión entre Pierre el subsecretario del Interior, Rodrigo Ubilla, en la que fijaron los detalles para implementar la “operación retorno”, el plan del Ejecutivo que dispuso de una serie de condiciones para hacer más expedito el regreso a los haitianos que así lo quisieran.

Pierre se convirtió en uno de los principales representantes de dicha petición, y la semana en que se estableció el plan, también coincidió con una buena noticia para él: el gobierno aprobó su solicitud de permanencia definitiva.

El 20 de julio de 2017, el Ministerio del Interior la había rechazado luego de constatar que había presentado un contrato de trabajo falso y estableció su salida del país en un plazo máximo de 30 días. Sin embargo, Pierre insistió a través de una solicitud de reconsideración que presentó el 7 de diciembre ante el Departamento de Extranjería y Migración (DEM), y que solo fue revisada casi nueve meses después, en los días siguientes a su presentación ante los parlamentarios. Finalmente, obtuvo el visto bueno de Álvaro Bellolio, director del organismo.