Durante la mañana de este viernes se realizó la audiencia de formalización de cinco individuos, entre ellos los ex cónsules chilenos, Frank Sinclair –quien ejercía el cargo en Córdoba, Argentina– y Gustavo Cantuarias –radicado en Nueva Delhi, India– por el delito de tráfico de migrantes. 

Ambos fueron removidos de sus cargos luego de que, a mediados de diciembre pasado, se conociera que, junto a Cristián Chahuán, Jitendra Thakordas y Josefina Sinclair, integraban una presunta asociación ilícita que otorgó más de 196 visas a estudiantes provenientes de la India y Nepal para estudiar en un instituto creado por ellos mismos, que no contaba con el reconocimiento del Mineduc.

Cada uno de los estudiantes pagó más de $4 millones por el servicio, por lo que se estima que en total habrían recibido más de $900 millones.

En la audiencia de esta mañana, el Octavo Juzgado de Garantía de Santiago decretó las medidas cautelares de firmas periódicas y arraigo nacional, que se extenderán durante los próximos seis meses, que es el plazo que se fijó para la investigación que será liderada por el fiscal de Alta Complejidad Felipe Sepúlveda.

De acreditarse los delitos, los imputados podrían ser sancionados con hasta cinco años de cárcel.