El día de ayer el diputado comunista Hugo Gutiérrez presentó una querella por cohecho en contra de la senadora y también presidenta de la UDI, Jacqueline Van Rysselberghe.

La acción se llevó a cabo en el Cuarto Juzgado de Garantía de Santiago, y el día de hoy ese mismo tribunal declaró admisible la querella, que entre otras cosas se basa en el intercambio de correos electrónicos entre la senadora -y en ese entonces miembro de la Comisión de Pesca- y Luis Felipe Moncada, presidente de la Asociación de Industriales Pesqueros del Bio Bio (Asipes) durante la tramitación de un proyecto de ley que beneficiaba al sector artesanal.

Uno de los abogados de Gutiérrez, Matías Ramírez, había adelantado que la querella se podría sumar al denominado Caso Corpesca y que solicitará el acceso a las cuentas corrientes de la senadora para ver si recibió aportes de Asipes.