Este viernes, en una ceremonia que se realizó en el Palacio de La Moneda, la ministra de Educación Adriana Delpiano destacó el aumento del número de postulantes a carreras de Pedagogía durante el proceso de admisión 2018, lo que para ella implica que hoy “es una profesión tan elegible como cualquier otra”.

Este año, se recibió un total de 93.156 postulaciones a carreras de pedagogía, 15 mil más que en 2017. En tanto, hubo 14.440 jóvenes seleccionados para cursar las carreras, un 19% más que el año anterior.

En la ceremonia participaron futuros estudiantes de dichas carreras, y fue encabezado por la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, la titular de la cartera de Educación, la subsecretaria de Educación Parvularia, María Isabel Díaz, y el director del Centro de Perfeccionamiento, Experimentación e Investigaciones Pedagógicas (CPEIP), Jaime Veas.

Delpiano atribuyó parte del aumento a la implementación de la Carrera Docente, al señalar que “esto no es lo que sucedía hace un tiempo atrás, que para estudiar pedagogía se necesitaba no sólo una gran vocación sino una disposición al sacrificio infinita, porque no sólo es una carrera muy necesaria, muy demandante, sino que además era mal retribuida y mal prestigiada. Creo que hoy día, en poco tiempo, se ha producido un cambio cultural muy importante”, señaló.

Desde 2017, la ley establece requisitos de ingreso más altos para las carreras de pedagogía: un mínimo de 500 puntos PSU o pertenecer al 30% superior del Ranking de Notas, además de acreditación obligatoria y dos evaluaciones diagnósticas a los estudiantes para la mejora continua: al inicio de la carrera, aplicada por las propias universidades y al menos un año antes del egreso.