En la actual temporada alta turística, el subsecretario del Trabajo, Fernando Arab, hizo un llamado a los empleadores a respetar la normativa del pago de las propinas de trabajadores de restaurantes o bares, luego de recibir 843 denuncias durante 2017 y 2018.

La frecuencia de este problema se desencadena en que al momento de pagar con tarjetas de crédito, débito o cheques, hay empleadores que no hacen llegar esta gratificación a sus trabajadores, la que debe ser entregada en un plazo máximo de 7 días.

La normativa indica que los trabajadores tienen derecho a recibir la suma de propinas que el cliente haya dejado en efectivo, tarjetas bancarias u cheques. Por otro lado, señala que el empleador no puede hacer ningún tipo de descuento sobre las propinas  y tampoco tiene derecho a distribuirlas, ya que este deber recae en los trabajadores que reciben la propina directamente por parte del cliente.

El subsecretario afirmó que “es relevante que la normativa actual se cumpla y que los empleadores no realicen descuentos que no correspondan ni retrasen su pago”, confirma La Tercera.

Cada empleador que no cumpla esta medida se arriesga a multas que van desde las 9, 30 y 40 UTM, siendo la multa mayor equivalente a $1.932.200. Un punto a importante a considerar es que la sanción también dependerá de la cantidad de trabajadores de la empresa.

Las denuncias más frecuentes que se han registrado son: no dar cumplimiento a disposiciones legales referidas a propinas (471), no entregar íntegramente las propinas entregadas por clientes (164), distribuir las propinas entregadas por cliente (73) y no liquidar y enterar las propinas entregadas por clientes mediante tarjetas de créditos (46). De las denuncias, un 40% corresponde a la Región Metropolitana.