17 horas de debate y sdiscusión se dieron en la sala del Senado para la votación -y aprobación- del proyecto de despenalización del aborto en tres causales.

Después de diferentes dudas en torno a la posibilidad de que se apruebe por completo, tras las indicaciones de Andrés Zaldívar (DC) y la indefinición de algunos parlamentario en la causal de violación, finalmente las tres fueron aceptadas por el Senado y ahora el proyecto pasará a tercer trámite legislativo en la Cámara de Diputados.

Ahí, considerando la composición de la sala, lo más probable es que el proyecto no sufra más modificaciones y sea aprobado sin problemas. El riesgo para que en Chile exista el aborto despenalizado en las 3 causales vendrá después, con el Tribunal Constitucional (TC).

Proyecto pasará al TC tras anuncio de Chile Vamos / Agencia Uno

Esto porque Chile Vamos ya anunció su reserva de constitucionalidad en cuanto al proyecto. Son dos documentos los que ya tiene preparados la coalición para apelar al TC. Uno fue realizado por los senadores, quienes apelan a que el artículo 1° N°1 del proyecto, que admite las tres causales de interrupción voluntaria de embarazo, “pugnan con el deber que la Constitución ha impuesto en orden de proteger siempre la vida del que está por nacer”.

“Al suprimir el tipo penal y la prohibición sanitaria del aborto, tal como hace este proyecto en las referidas tres causales: en cada una de ellas se permiten y se mandan los actos que deliberada y directamente impiden al que está por nacer seguir vivo, porque permiten y mandan terminar con su vida. La contradicción es grosera y salta a la vista, pero es real“, dice el documento, según El Mercurio.

Dicho texto está suscrito por Juan Antonio Coloma, Francisco Chahuán, Alejandro García-Huidobro, José García, Iván Moreira, Manuel José Ossandón, Víctor Pérez, Baldo Prokurica, Jacqueline van Rysselberghe y Ena von Baer. Llamó la atención, eso sí, que ni Andrés Allamand y Alberto Espina suscribieran al documento.

En paralelo, los diputados de la coalición de derecha presentaron otro escrito de 90 páginas, que fue coordinado por la diputada Claudia Nogueira (UDI) y que sería respaldado por el DC Jorge Sabag.

Iván Aróstica, el hombre clave de Piñera

En el gobierno existe preocupación con lo que pueda hacer el TC. Esto porque, a partir del 29 de julio, cambia el presidente del tribunal.

Según la legislación, en caso de empate es el presidente quien entrega el voto que dirime. Carlos Carmona, actual cabeza del TC, es militante de la DC y un hombre de la Nueva Mayoría, pues se ha cuadrado con el gobierno a la hora de fallar.

El problema para el proyecto de despenalización del aborto es que el tribunal ya llegó a un acuerdo para nombrar a su nuevo presidente, el abogado Iván Aróstica, ministro que fue nombrado en su puesto por Sebastián Piñera y quien podría sellar el futuro de la iniciativa.

Aróstica fue director de la división jurídica del Ministerio de Interior durante el gobierno de Piñera y es la principal esperanza de Chile Vamos para que se caiga el proyecto.

Por eso es el apremio del oficialismo para que el proyecto pase rápido por la lupa del TC, antes de que cambie la presidencia. Hoy a las 8 de la mañana se terminó de votar en el Senado y se espera que esta misma tarde entre en discusión en la Cámara de Diputados.

Senadores de Chile Vamos realizaron la reserva de constitucionalidad / Agencia Uno